lunes, noviembre 29, 2021
País Pacientes mueren por falta de medicamentos en salud pública

Pacientes mueren por falta de medicamentos en salud pública

En el sistema público, no se encuentran medicamentos esenciales para sedar e intubar, ni para ciertos tratamientos ajenos al Covid.

Qué dura que es la decisión de intubar a un paciente, y más cuando no se dispone del recurso”, son las palabras del médico Andrés Crespo quien detalla que en hospital de Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS) de Ambato hay escasez de medicamentos básicos como midazolam y fentanilo que se usan para la sedación profunda de los pacientes.

Sin estos fármacos el paciente no puede acoplarse a la ventilación mecánica, esencial para salvar la vida cuando está en estado crítico por Covid-19. “Al no acoplarse al ventilador mecánico, el paciente fallecería”.

La lista es larga y se repite en centros públicos de salud a nivel nacional.

En Quito, Marlene Mosquera, secretaria general del Sindicato Único del Hospital Eugenio Espejo, dice que no es posible que un hospital de tercer nivel de referencia nacional tenga deficiencia de medicamentos, como relajantes, antibióticos, insumos para entubar, así como otros insumos médicos, equipos de protección personal, materiales de sutura y materiales de limpieza.

“¿Hasta cuándo tenemos que seguir en esta situación? ¿Hasta cuándo tenemos que seguir mendigando insumos?”, dijo la doctora y agregó que el Ministerio de Salud les prohíbe a los médicos pedir a los familiares de los pacientes que compren los fármacos por fuera.

Para contrastar lo dicho por los galenos, La Hora solicitó información al Ministerio de Salud Pública, sin obtener respuesta alguna.

Medicamentos caducados y falta de planificación

Esteban Ortiz, docente investigador de la Universidad de las Américas (UDLA), señala que el desabastecimiento de fármacos responde a una “irresponsabilidad de la mala administración desde el Ministerio de Salud”.

Ortiz destaca que la compra de medicamentos no se hace basada en estudios epidemiológicos y “obviamente a esto le sumo los actos de corrupción que han hecho un detrimento de las arcas del Estado y obviamente no tienen plata para comprar”.

Crespo coincide, y agrega que la compra de medicamentos se presta para actos de corrupción.

A esto se suma el hallazgo de medicamentos caducados (multivitamínicos, antivirales, analgésicos, antiinflamatorios, anestésicos y antibacterianos) en bodegas del IESS, que el mismo Jorge Wated, secretario de Gabinete, dijo que ha generado un perjuicio de $5,7 millones para el sistema de salud nacional, desde 2007. A esta cifra se le sumaría un millón de dólares que se pudieron canjear entre 2019 y 2020.

 La negligencia los condena a muerte

 El drama por la falta de medicamentos no solo alcanza a las familias cuyos familiares padecen de Covid-19 en estado crítico.

Tampoco hay fármacos para pacientes con enfermedades catastróficas o huérfanas.

Carla Zambrano, madre de una niña con fibrosis quística, quien no ha recibido su medicación hace más de dos meses. “Mi nena toma 28 pastillas diarias”.

Zambrano indica que los niños con esta enfermedad toman pastillas con cada comida, pero en el hospital Baca Ortiz ya no las entregan y esta negligencia, asegura, es “como una condena de muerte”.

La madre dice que no exagera pues una pequeña de 13 años, que padecía lo mismo, falleció tras interrumpir su tratamiento. Junto a otros padres, Zambrano ha acudido a la Defensoría del Pueblo para exigir al Estado los fármacos.

En el Baca Ortiz, que actualmente no tiene gerente, ocurre lo mismo que en el Eugenio Espejo, pues la inestabilidad de las autoridades trunca las negociaciones.

Por fuera las recetas pueden costar hasta $500. “Nos da impotencia no tener medios económicos para comprar la medicación (…) tenemos miedo de ver a nuestros hijos fallecer”, dice la madre con la voz quebrantada. (AVV)

Medicamentos que no hay en el sistema de salud pública

 Fentanilo
Tiopental
Enoxaparina
Remifentanilo
Levofloxacina IV
Claritromicina IV
Ácido acetilsalicilico
Buprenorfina
Gluconato de calcio
Amlodipino
Carbón activado
Clonazepam
Cloruro de sodio de 100 y de 250,
Epinefrina IV
Adrenalina racemica
Fenitoína
Norepinefrina
Paracetamol
Levofloxacina IV
Dopamina
Dexametasona parenteral
Ketamina
Midazolam de 15 y 50 mg
Rocuronio
Reminfentanilo

*Se usan para pacientes críticos con Covid-19, para pacientes con infecciones graves o para poder entubarlos.

Fuente: Médicos de Quito, Guayaquil y Ambato

 

 

 

Noticias relacionadas

La Hora TV