¿En qué ha gastado más el Gobierno durante 2021?

Los recursos no alcanzan para todas la necesidades del Estado.

En 11 meses, el gasto público suma casi $23.000 millones. De ese total, más del 31% son sueldos. El Gobierno cerrará 2021 con atrasos por $1.500 millones.

A pesar de alcanzar el nivel más bajo de 2014, el gasto en sueldos de la burocracia sigue siendo el rubro más alto del gasto del Estado. Con corte al 30 de noviembre 2021, el Gobierno había desembolsado $7.155 millones por ese concepto; es decir, un poco más de $650 millones al mes.

Por su parte, los gastos de capital e inversión sumaron $5.495 millones, lo que incluye obra pública, pero también los pagos por amortización de la deuda interna y externa.

Asimismo, las transferencias corrientes a entidades públicas, entre ellas al Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS), sumaron $2.886 millones. Ese monto representa casi $400 millones menos que lo que se registró hasta noviembre 2020.

En tercer lugar, el otro gasto más importante fueron los pagos por $1.825 millones ($1.230 millones menos que lo que se desembolsaba hasta 2019) para cubrir intereses de la deuda interna y externa.

En total, solo en esos cuatro temas se ha desembolsado $17.361 millones. Sin embargo, al gasto público hay que sumarle alrededor de $5.500 millones adicionales por compras públicas, presupuesto para Petroecuador, importación y subsidio a los combustibles, entre otros rubros.

Así, el Gobierno ha tenido que destinar más de $22.800 millones para que la máquina estatal siga funcionando; pero por el otro lado, la recaudación de impuestos y la renta petrolera solo sumaron $14.088 millones.

La diferencia de más $8.000 millones tiene que cubrirse con deuda. Hasta el momento, se ha podido conseguir $5.111 millones; por lo que se necesitarían $3.400 millones para cubrir todos los gastos hasta el 31 de diciembre de 2021.

Los atrasos son inevitables

Al asumir el Gobierno, el presidente Guillermo Lasso, y su ministro de Economía, Simón Cueva, se encontraron con que el nivel de atrasos (cuentas no pagadas) en el sector públicos era de $2.700 millones. Ese nivel era mucho mayor a lo que pensaban.

Aunque esos niveles se han reducido, los ingresos del Estado siguen siendo insuficientes para tener todo al día.

Con corte al 30 de noviembre de 2021, se registraron más de $1.200 millones de pagos pendientes: $678 millones en transferencias corrientes, $487 millones en gastos de capital e inversión, $34 millones en sueldos públicos, entre otros.

Hasta diciembre 2021, con el aumento del gasto en el último mes del año, los atrasos cerrarán en un nivel más alto.

De acuerdo con Fausto Ortiz, exministro de Economía, de los $3.400 millones de deuda adicional que se necesitan para cerrar el año, se conseguirá, en el mejor de los casos, $1.900 millones (se incluye un desembolso del FMI por $700 millones).

Eso quiere decir que el Gobierno inevitablemente dejará sin pagar alrededor de $1.500 millones, los cuales se convertirán en el nivel de atrasos con el que se iniciará 2022. (JS)

TE PUEDE INTERESAR:

Sebastián Yunda deberá cumplir prisión preventiva al llegar a Ecuador

Proyecciones de aumento de producción petrolera se ‘hacen agua’

Glas insiste en la unificación de penas para salir de ‘cana’

Banco Pichincha restablece poco a poco sus servicios en línea

La institución es la más grande en el mercado financiero del país.

Las transferencias entre cuentas de Banco Pichincha se pueden hacer a través de la web de la institución. La banca en línea mediante app sigue fuera de servicio.

Al ingresar a la web de Banco Pichincha, los usuarios encuentran un mensaje que dice:  «En este momento el portal está en mantenimiento». Sin embargo, se creó un link para utilizar los servicios de banca electrónica desde la computadora. La aplicación, en el celular, hasta las 12:30 de hoy, martes 12 de octubre de 2021, sigue sin servir.

A través de ese link todavía no se pueden hacer todas las operaciones bancarias: está en funcionamiento las transferencias entre cuentas de la misma institución, pero las interbancarias no.

LA HORA consultó con Banco Pichincha sobre una actualización respecto a cuáles servicios están operando sin restricciones y cuáles siguen afectados por el ataque cibernético que inició el sábado 9 de octubre 2021.

Al momento, no se ha podido obtener respuesta; pero desde ayer, la institución afirmó que la atención en agencia es normal y se pueden realizar transacciones de todo tipo en esos lugares. También se aseguró que los cajeros automáticos en todo el país están en pleno funcionamiento.

El Banco recalcó que los depósitos de sus clientes están resguardados, pero el ataque cibernético ha afectado la funcionalidad de parte de sus sistema. (JS)

DATO.- Banco Pichincha representa el 26% del mercado bancario ecuatoriano. Tiene activos por casi $13.000 millones.

 

TE PUEDE INTERESAR:

Ecuador, lejos de la posibilidad de un feriado bancario

Armar a los ciudadanos muestra fracaso estatal en el tema seguridad

Las cárceles no operan en el país

Recibir transferencias desde otro banco tendrá costo cero

Ese tipo de operaciones costaban $0,22 antes de la nueva medida

Las transferencias entre cuentas de diferentes entidades financieras pasará de $0,22 a 0. El ahorro total para los ciudadanos será de $21 millones al año.

La tarde de este 5 de agosto 2021, el Banco Central del Ecuador (BCE) anunció que la Junta de Regulación Monetaria y Financiera dispuso la eliminación de la tarifa por recibir dinero a través de transferencias electrónicas entre distintas entidades financieras.

La decisión se puso en vigencia a través de la resolución No. 672-2021-F.

Previo a esta resolución, los clientes debían pagar una tarifa de $0,22, incluidos impuestos, por recibir dinero mediante esas transferencias.

Desde ahora, recibir transferencias electrónicas no tendrá ningún costo, lo que representará un ahorro para los ecuatorianos de más de $21 millones al año.

Guillermo Avellán, gerente general del BCE, destacó que se trata de una buena noticia para los clientes del sistema financiero.

Señaló, además, que “esta medida estará acompañada de reformas integrales, y de un programa de educación financiera por parte del Banco Central, que impulsará el uso de medios de pagos electrónicos”.

De igual forma, mencionó que esta medida facilitará el cumplimiento de tres objetivos.

En primer lugar, reducir el uso de efectivo que representa un alto costo para el país, ya que las especies monetarias deben ser importadas desde los Estados Unidos y distribuidas a nivel nacional.

En segundo lugar, disminuir la probabilidad de contagios de Covid-19, al minimizar el contacto con monedas y billetes.

En tercer lugar, reducir los costos de movilidad de los ciudadanos e incrementar su productividad al impulsar el uso de medios de pagos electrónicos.

Actualmente, el 80% de los servicios financieros ya tienen costo cero. Las transacciones digitales son hasta siete veces más baratas que las transacciones presenciales. (JS)

TE PUEDE INTERESAR:

Conoce cuándo compite la marchista Glenda Morejón. Haz clic en ‘Salto alto a Tokio’