Robo e irracionalidad

Si no racionalizamos nuestro egoísmo, al punto de entender que mi propiedad, mi trabajo, mi riqueza, dependen de que los otros también tengan su propiedad, su trabajo, su riqueza; nos transformaremos en un pueblo de miserables, mezquinos, envidiosos, en una sociedad que reproduce crápulas que solo trabajan por sus intereses. Para superar esta situación, además de reestructurar el Estado, a fin de incrementar recursos, debemos: Suprimir impuestos focalizados, subsidios, aranceles, porque crean desigualdades.

Bajar impuestos, tasas, contribuciones, para no hostigar a los emprendedores (agricultores, taxistas, comerciantes, constructores, etc.), que son los que generan la riqueza. Eliminar el impuesto a la herencia y donación, para abolir la usurpación del trabajo ajeno.

Suprimir el 5% de impuesto a la salida de capitales, para estimular la inversión extranjera, la generación de empleo. No debemos eliminar instituciones, a excepción de las dos funciones del Estado, creadas en el 2008 y la modificación de la Asamblea, por Congreso Nacional bicameral, integrado por 1 senador y 1 diputado por provincia; pero hay que bajar sueldos, limitar utilidades para los trabajadores, al 5%, y nadie en la función pública puede ganar más del triple del SMV, para mantener el nivel de empleo.

Es necesario permitir que la banca internacional, opere en el país, en igualdad de condiciones, para bajar los intereses. Para la mayoría, a excepción de políticos, jueces y burocracia dorada: fuera de casa, hay virus; adentro hay hambre, incertidumbre. En la década de mayor bonanza petrolera, el innombrable, atracó para despilfarrar, 310.000mdd, esta es la razón de nuestra precaria situación, ahora nos aproximamos a los paupérrimos niveles de vida de Cuba.

Por tanto, debemos recuperar el dinero sustraído al país. De nosotros depende, exigir una Consulta que incorpore, a la reestructuración del Estado, estos temas. Ése es el camino democrático, que otorga legitimidad, a las medidas que adopte el régimen, para superar la crisis económica, social y sanitaria, agravada por el virus chino.

logcaba33@gmail.com