Estefanía Barreno se despide de la corona de Quito

Momento. Estefanía Barreno se coronó Reina de San Francisco de Quito en 2019.

Estefanía Barreno pasa a la historia como la única reina de la capital que ha tenido dos periodos, debido a la pandemia por Covid-19. El 25 de noviembre de 2021 entregará la corona. 

Es jueves, 10:00. En el norte de Quito, Estefanía Barreno, Reina de San Francisco de Quito, está a punto de presentar el último proyecto que emprende como soberana de la ciudad.

La joven, que se coronó reina de la capital en 2019, cuando tenía 26 años, se encarga de todo: recibe a los invitados, verifica la organización, corre de un lado al otro, se toma fotos, graba promociones y atiende entrevistas. Ese ‘corre, corre’ –dice– puede resultar cansado, pero le ha llenado de satisfacciones.

El 25 de noviembre de 2021 entregará la corona a una de las 10 candidatas.  Pero antes hace un repaso por lo que ha sido su labor y cuenta cómo tuvo que adaptar sus proyectos a la pandemia por Covid-19; misma que hizo que sea la única reina en tener dos periodos, pues el certamen no se realizó en 2020. (AVV)

¿Qué significa haber sido la única Reina de Quito con dos periodos (2019-2021)?

 (Risas). Ha sido algo hermoso e increíble; no me lo esperaba. Todo por una pandemia que nos cogió y nos dio un ‘baldazo de agua fría’ a nivel mundial.

 ¿La pandemia truncó o dificultó tus proyectos como reina?

 No. Más bien me voy súper feliz por el trabajo que realicé en estos dos años. Pude cumplir con todos los proyectos y objetivos que tuve. Creo que hasta me pasé, pero bueno, he dejado lo mejor. Como dice mi proyecto ‘Quito deja tu huella’.

 ¿Pero este no era tu proyecto inicial?

No. Mi proyecto inicial era ‘Tu huella por el ambiente’ que consistía en dar charlas de concientización sobre el reciclaje de aparatos eléctricos. Debido a la pandemia lo modifiqué por ‘Quito deja tu huella’, donde apadriné a barrios, fundaciones y albergues.

¿Cuál es tu huella?

Ayudar a casi 13.000 familias, a quienes entrego -cada cierto tiempo- kits de alimentos, medicamentos. Hice diferentes eventos digitales, como una carrera virtual que se llamó corre en casa 3k, y tuve un laboratorio móvil.

La carrera virtual recaudó $4.000. Los fondos permitieron donar insumos médicos al Hospital Eugenio Espejo. Así como entregar ‘kits’ de comida a recolectores de basura de la capital.

Fiestas. La actual Reina de San Francisco de Quito junto a las 10 candidatas de 2021.

Hay quienes critican a los reinados, ¿qué les dirías?

 Esos temas son preferible no toparlos. Es como armar controversia.

¿Cuál es el rol de una reina?

Definitivamente es hacer labor social y trabajar por los grupos más vulnerables y quienes más lo necesitan.

 ¿Después del reinado qué sigue?

 Termina una etapa de mi vida y empieza otra. No es que esto se acabe aquí, voy a seguir siendo reina activa. Empiezan más retos, más proyectos junto con mi equipo de trabajo, y se vienen muchas sorpresas también.

Continuaré trabajando con la Fundación Reina de Quito, donde hay 40 reinas activas y con el apoyo de cada una de ellas seguiremos en pie.

La reina es para servir a la ciudad, pero aún hay requisitos. ¿Cuáles siguen y cuáles se han ido?

La reina definitivamente está para servir a la ciudad, ese es el principal requisito. Tal vez, hay gente que todavía piensa que la reina es solamente por belleza, nos han caracterizado de tontas o huecas, pero no. Aquí está más que demostrado que la reina es inteligente. Te puedo hablar en mi año de reinado (2019), yo tenía candidatas todas profesionales, con masterados y en este año (2021) igual.

Además es un trabajo autofinanciado

Esto (el reinado) es 100% trabajo, nosotras no tenemos un sueldo. Esto es para entregar alma, vida y corazón por un año seguido, en mi caso dos. Y es una tarea dura, dos años de trabajo sin sueldo y 24/7.

¿Cuál es el rol de la empresa privada?

 Apoyar. Nosotras nos autofinanciamos todo. Sin el apoyo de ellos no podríamos hacerlo todo.

¿Qué mensaje tienes para los quiteños sobre el reinado?

Que valoren más a la reina, el trabajo que hace. La verdad es algo de esfuerzo y sacrificio. Que apoyen esta hermosa tradición y que asistan a todos los eventos que se van a realizar. Que nos unamos como quiteños y como ciudad.

 El último proyecto como reina es una carrera, ¿en qué consiste?

Se me ha dado la oportunidad de realizar la primera carrera presencial en Quito, pospandemia. Queremos tener 5.000 personas inscritas, que es el permiso de aforo. Llevamos trabajando en esto ocho meses.

 ¿A quiénes se dirige?

 Personas de 15 años en adelante. Es de 5 kilómetros y 10 kilómetros. Un porcentaje de lo recaudado será destinado a los niños con síndrome de Down de la Fundación Reina de Quito. La carrera será el domingo 21 de noviembre.