Miopía gubernamental

EDUARDO CHIRIBOGA APONTE

La capacidad de nuestros gobernantes, es proporcional al desarrollo de nuestra patria. Los de antes estaban satisfechos con las agroexportaciones de pocos productos tradicionales; otrito vino a controlarlo todo, desunir a una nación en construcción, incentivar el odio a quienes producen, haciendo creer a las masas que era de izquierda mientras favorecía a los monopolios y a inflar gastos sin sustento y con sobreprecios; y algunito sigue pensando que favoreciendo a los mismos agroexportadores y disminuyendo la carga burocrática, va a lograr desarrollo sostenible.

Pero se les olvida lo fundamental: si quiero desarrollarme, ¡necesito producir más! Si Ud. quiere subir de nivel económico, tiene que generar más ingresos sostenibles en el tiempo. Favoreciendo a la banca privada y a los oligopolios, no se desarrollará el conjunto de pequeños y medianos empresarios productores, hoy explotados por altos intereses y una intermediación salvaje al servicio de estos grupos de poder.

Con preocupación escucho que los créditos obtenidos ante los organismos multilaterales, van a ir a “lo social”. O sea, gastarlos en lo improductivo. Quieren regalarles el pescado, en lugar de enseñarles a pescar. Y mientras este absurdo se implementa, vemos, por ejemplo, que BanEcuador aún deja en el limbo a miles de productores medianos, pues, su anacrónico reglamento crediticio aún no es revisado. La banca debe ser reactivadora y orientadora por excelencia.

El buen uso de los créditos tiene que servir a ordenar el desorden estructural que tenemos. ¿Acaso piensan que el Fondo Monetario Internacional (FMI) permitirá utilizar el crédito para cubrir el déficit fiscal? ¿Será que no les interesa poner recursos a disposición de las bancas de fomento productivo? O ¿continuará la torpe visión populista, de gastar en lo que no genera impuestos, ni empleos, pero sí votos?

La solución a la crisis nacional está en aumentar los ingresos produciendo más, diversificando la oferta exportable y multiplicando al empresariado, lo que duplicaría el Producto Interno Bruto (PIB) fortalecería al Estado por la vía de impuestos y generación de empleo. Disminuir la burocracia e impuestos sin duda ayuda, pero el camino no es solo por allí. ¡Pilas Lenín Moreno!

eduardochiribogapuntoverde@hotmail.com