Riña callejera en Pishilata deja varios heridos

REFERENCIA. Los involucrados se negaron a seguir demandas contra sus agresores, pues todos reconocieron haber formado parte del escándalo.

Una riña callejera dejó a varias personas heridas. Los afectados presentaron cortes en sus cuerpos los que fueron hechos con el pico de una botella.

Sucedió la madrugada del sábado 11 de diciembre de 2021, en el sector de San Vicente de Pishilata.

Pelea

Policías del Móvil Pishilata, fueron trasladados, mediante el ECU 911, hasta la altura del estadio de la localidad.

Allí, Carmen R., les dijo que minutos antes, una pelea callejera se había suscitado y a consecuencia del violento enfrentamiento, su hijo Kevin D., terminó con una herida en el hombro y otra en el codo izquierdo, que habían sido provocadas con un vidrio roto.

Además, Jairo C., también había sido lacerado, pues en su rostro había un corte.

La mujer dijo que pidieron ayuda a la ambulancia, pero, cuando esta no llegó de manera emergente, temiendo lo peor, llevaron por sus propios medios a los afectados, llegando hasta el Hospital General Docente de Ambato.

Más heridos

La ciudadana y los uniformados fueron hasta la casa de salud donde encontraron a un tercer herido, que también presentaba cortes de pico de botella en el cuerpo.

Allí se conoció, además, que el joven también habría estado implicado en la gresca.

Alexander R., les dijo a los policías y a los médicos que no deseaban recibir atención médica.

Aseguró que llegó junto a su hermano Joel R., de donde se produjo el agresivo enfrentamiento, mostrándoles a los gendarmes, las heridas que tenían en su cuerpo, producto del pedazo de cristal con el que los hirieron.

Sin denuncias     

Todos los involucrados admitieron haber formado parte de la pelea, por lo que los gendarmes les explicaron el procedimiento a seguir, pero los afectados decidieron no ejecutar acciones legales en contra de ninguna persona.

La razón, es que las heridas no habían sido graves, a decir de ellos, y además existen grados de consanguinidad y amistad entre los involucrados.

Las razones de la riña se desconocen. Con los antecedentes descritos, los uniformados no pudieron proceder a la aprehensión de ninguno de los participantes en la revuelta.

 Quienes accedieron al servicio médico, fueron dados de alta, y retornaron a sus domicilios. (MAG)