domingo, noviembre 28, 2021
Tungurahua Cuida tu piel de los efectos de la mascarilla

Cuida tu piel de los efectos de la mascarilla

Las mascarillas se han convertido en un elemento  de uso diario para proteger la salud debido a la pandemia por Covid-19.

Sin embargo el contacto continuo de la mascarilla con la piel puede causar molestias como la irritación por alergia y para evitarlo es importante tener un cuidado especial.

Veronica Solis, cosmetóloga aseguró que el cuidado de la piel es importante tanto en hombre como mujeres y niño.

En estas zonas puedes emplear un poco de vaselina o un pequeño apósito que evite la presión y la fricción.

“Con el rose continúo de un material externo contra la piel lo mejor es la hidratación continua luego de asear bien el rostro”, explicó Solis.

La limpieza es un paso fundamental en la rutina de cuidado diario de la piel ahora debido a que con el uso de más de tres horas de la mascarilla puede producir  humedad y sudoración en la zona lo que puede lacerar la piel.

Recomendaciones

Es importante retirarse la mascarilla con las manos limpias para que haya menos contaminación con el rostro.

Debe utiliza un limpiador suave que no deje la piel tirante como el agua micelar que es ideal para todo tipo de pieles  y además de limpiar, desmaquilla, tonifica e hidrata.

Las mascarillas, al crear un ambiente húmedo, pueden incrementar la producción de sebo y, en consecuencia, los brotes de acné, espinillas y granos. Si tiene la piel con tendencia grasa utilice un limpiador adecuado para tu tipo de piel.

Otra de las recomendaciones que da la especialista es que hidrate la piel.

Si se  lava el rostro con más frecuencia, necesitará aumentar también la hidratación para mantener en buen estado la barrera protectora del cutis.

Esto es esencial para estar mejor preparados ante factores medioambientales como el sol, el aire, el viento. Utilice la crema hidratante habitual a diario, según su tipo de piel.

Las personas que usan muchas horas las mascarillas puede tener molestias similares a la dermatitis seborreica, como descamación, sequedad, enrojecimiento, picor o exceso de sebo.

En estos casos se recomienda emplear una crema seborreguladora y calmante que esté medicada por un especialista en dermatología.

Prevención

Con la atención preventiva puede mejorar los síntomas de irritación, sequedad y malestar de la piel provocados por un uso continuado de mascarillas, desde la primera semana de uso.

Es especialmente útil para mejorar la calidad de la piel de todas aquellas personas ya presentaron alergia.

El hecho de llevar mascarilla no significa que esté protegido frente a la radiación solar. No está claro cuanta radiación UV llega a la piel a través de las mascarillas.

Además, esto puede variar en función de la calidad de este accesorio que utilice por lo que debe aplicar un protector solar, incluso debajo de la mascarilla. Aplíquelo a diario antes de salir de casa.

Después de haber estado tanto tiempo en casa, nuestra piel es mucho más sensible al sol y por tanto el riesgo de quemadura solar puede aumentar. Mantenga buenos hábitos de protección solar cada día.

El uso del maquillaje puede disminuir  si nota irritación o molestias en su piel, simplifique su rutina.

Utilice protectores solares con color si desea tapar fallas y no olvide cambiar cada tres horas su mascarilla.

La mascarilla no es excusa para no proteger la piel  a lo largo del día, y más si ya hay enrojecimiento. Es importante una limpieza facial profunda al menos una vez al mes. (CNS)

TOME NOTA
Las mascarillas provocan un microambiente en el que aumenta la humedad, la fricción y el calor, de ahí la irritación.

NOTA RELATIVA
Usa correctamente la mascarilla
Para que no se acumule un exceso de bacterias o suciedad en la mascarilla, es esencial cambiarla o desinfectarla de forma constante.
Un uso correcto para evitar más riesgos serían los siguientes:
– Lavarse las manos antes de ponerla.
– Ajustar la mascarilla correctamente a la cara: que durante todo el tiempo cubra la boca, la nariz y la barbilla.
– Evitar tocar la mascarilla mientras se lleva puesta.
– Por cuestiones de comodidad e higiene, se recomienda no usar la mascarilla por un tiempo superior a 4 horas. En caso de que se humedezca o deteriore por el uso, se recomienda sustituirla por otra.
– Para quitarse la mascarilla, hay que hacerlo por la parte de atrás, sin tocar la frontal.

Noticias relacionadas

La Hora TV