viernes, junio 18, 2021

Tungurahua Niños con discapacidad tienen un retraso educativo de hasta el 40%

Niños con discapacidad tienen un retraso educativo de hasta el 40%

Valeria tiene 9 años y síndrome de down, y a su corta edad no solo enfrenta una pandemia que la alejó de su vida cotidiana, sino que tuvo que operarse la vista porque las clases virtuales le afectaron debido a su condición.

Carlota, madre de Valeria, dice que la situación de su hija es preocupante, así como de muchos niños con discapacidad, pues la emergencia sanitaria ha sido un enemigo silencioso porque les ha dejado muchas secuelas.

Entre los problemas que ha tenido que enfrentar está el retroceso educativo, retraso en el lenguaje y la motricidad, además de que ya no puede hacerle los tres chequeos anuales que son obligatorios por su discapacidad.

Ella aseguró que es preferible que su hija pierda el año porque está consciente que no ha aprendido nada pese a presentar las tareas y procurar acompañarla todo el tiempo en las actividades curriculares.

Pero las terapias físicas son las que más le preocupan, porque percibe que el equilibro, pronunciación y la motricidad no son como antes debido a que ya no tiene asistencia personalizada de sus tutores por la emergencia sanitaria.

Los recursos económicos son otro de los limitantes para familias de escasos recursos que no pueden contratar una especialista para cada uno de los problemas que tienen los niños con discapacidad, lo que dificulta más esta problemática.

 

EL DATO
Los docentes tienen la obligación brindar contención, atención y seguimiento
 a los estudiantes mediante llamadas telefónicas, correos o mensajes.

 

La ayuda es limitada

Mario Velasteguí, docente de la Unidad de Educación Especial Ambato, afirmó que existe un retroceso de hasta un 40% debido a la modalidad en que deben aprender los niños.

“De por sí es compleja la situación de trabajar de manera virtual, más con niños que presentan discapacidad y requieren asistencia personalizada”, declaró.

Antes de la pandemia, los niños recibían hasta una hora de terapia física por día, dependiendo del grado de discapacidad o una hora de clases en el aula, pero desde la emergencia sanitaria los chicos no toleran estar frente a un monitor más 10 minutos y esto ya hace que el aprendizaje se retrase.

En el 2020 el Ministerio de Educación emitió el lineamiento para la comunidad educativa de atención a estudiantes con necesidades educativas especiales asociadas o no a la discapacidad y en situación de vulnerabilidad, durante el período de emergencia sanitaria por el Covid-19, el cual está en vigencia.

 

Recomendaciones para padres

  • Hacer actividades en familia, si tiene mayor movilidad, los quehaceres son una buena forma de activarse.
  • Poner canciones que los niños identifiquen y los hagan bailar, cantar o vocalizar las letras.
  • Identificar colores, formas y texturas.
  • Tomarse 10 minutos para mover extremidades inferiores y superiores.

 

Apoyo

Para Velasteguí, los padres son el soporte esencial para trabajar y por eso deben apoyar a sus hijos con ejercicios de vocalización y otras indicaciones impartidas por los profesores.

Sin embargo, reconoce que hay casos donde se quedan al cuidado de sus abuelos o hermanos y complica más la situación.

Según Alex Guerra, Psicólogo Infantil, la realidad del retraso en los niños con discapacidad es evidente debido a todos los factores que enfrenta en su entorno y en varios casos son difíciles de recuperar en mucho tiempo.

Es decir que el trabajo avanzado puede triplicarse, sino son atendidos con la importancia del caso.

Esta versión coincide con la del terapista Iván Pombosa, quien aseguró que un niño con discapacidad puede retroceder hasta en un 40% de su aprendizaje cognitivo y desarrollo motriz, y al no contar con recursos eso dificulta inclusive la salud del menor.

Pombosa invitó a los familiares a estar pendientes de cualquier señal que el niño presente para que pueda ser asesorado, aunque sea por medio de las plataformas virtuales y así no descuidarlos dentro de las posibilidades para apalear un poco su crisis.

 

Limitantes que enfrenta un niño con discapacidad en este tiempo

  • -Su condición física y emocional hace que se vuelva más vulnerable a cualquier sobreesfuerzo por tener una vida ‘normal’.
  • En muchos casos los recursos económicos no le permiten tener internet para las clases dirigidas, mucho menos pagar un servicio de terapia privado.
  • Los docentes no pueden asistir a las casas de los estudiantes, debido a que los niños son vulnerables y pueden contagiarse.

 

Solución probable y urgente

Los profesionales, así como los padres de familia coinciden en que parte de la solución es el acceso a la vacunación contra el Covid-19, para que de alguna manera se pueda cuidar la salud de los niños y de quienes deben estar al frente de ellos para evitar estos retrocesos educativos y físicos que sufren al momento. (CNS)

Noticias relacionadas

La Hora TV

Publicidad