Estado en peligro

MAR, 19, 2019 | - Por JORGE ZAMBRANO ANDRADE

JORGE ZAMBRANO ANDRADE

Característica del Estado ecuatoriano contemporáneo es su progresiva inestabilidad. Este fenómeno se debe a diversos factores: Las políticas de bienestar, las tentaciones belicistas, la debilidad de la democracia, la bipolaridad internacional y la militarización de numerosos sistemas, que construyeron escenarios del estado débil, que corrompió, intimidó, afectó los derechos ciudadanos, burocratizó y endeudó a la sociedad. Las instituciones académicas ejercieron la crítica constructiva, los medios de comunicación se independizaron, las organizaciones sociales se multiplicaron, los sistemas democráticos se fueron consolidando, los aparatos productivos privados cobraron presencia global y la organización internacional adoptó diversos modelos de integración.

Este  estado pequeño fue impulsado, por primera vez, fusionando el poder  de influyentes círculos financieros y políticos. Si repasamos la historia veremos que en el pasado también padecíamos la hipertrofia del Estado, ya por esos años comenzamos a podar su frondosa burocracia. La privatización de numerosas empresas públicas y la extinción de organismos descentralizados, generó ingresos que permitieron paliar los efectos de crisis económicas

La relación desigual entre el poder político y el poder económico, no fue sustituida por un sistema de equilibrios, y la desigualdad comienza a operar en sentido inverso, se apunta a un periodo de hegemonía del poder económico sobre el político.

El sistema presidencial, en manos de hombres desconocedores e inseguros, no tiene capacidad para articular una nueva democracia. En su marchitez, está arrastrando al Congreso, que vive un periodo que querrán olvidar, porque se les culpara de dejarse manejar por extraños. 

Los asambleístas,  incurren en el error de considerar que sus decisiones son inalterables. Olvidan que también en política es valedera la ley de Newton: a toda acción corresponde una reacción.

Estas son las consecuencias previsibles de  un estado en peligro que han motivado circunstancias, extrañas hasta con la Legislatura que no cumplirán, con lo que pudo haber sido un éxito en política.

jorgegilberto@yahoo.com

COMENTA CON EL AUTOR

jorgegilberto@yahoo.com

Más Noticias De Opinión

El delito de instigación

| El Código Orgánico Integral Penal del Ecuador nos dice que, la persona que públicamente instigue a cometer  un delito contra una persona o institución y no pueda ser considerada legalmente como partícipe, será sancionada con una pena privativa de libertad de seis meses a dos años.

Patriotismo y patriotería

00:15 | | Indignarse entre ellos e indignar a la sociedad son los objetivos del núcleo duro antigubernamental.

Francia vuelve a rezar

00:10 | | Como dicen los teólogos: los destinos de Dios son inescrutables.

Vender humo

00:05 | | Desde los tiempos de la Roma clásica, especialmente en el campo del Derecho, está vigente la frase “venditio fumi” que, obviamente, en su traducción castellana.