Recortes de gastos y nómina en Petroecuador deberán tener resultados concretos hasta el 20 de mayo de 2021

    46
    IMPORTANCIA. La petrolera estatal tiene más de $22.000 millones en activos.

    El Gobierno estableció algunas directrices de austeridad de ejecución inmediata. Se debe contratar a un consultor externo para establecer la nómina óptima en la estatal petrolera.

    Para 2021, el presupuesto de la empresa petrolera ecuatoriana es de $3.417 millones. De ese total, a Petroecuador le corresponde alrededor de $797 millones y $2.629 millones son para Petroamazonas.

    El 52% de esos recursos están destinados a gastos permanentes. Así, entre los principales, los bienes y servicios de consumo y producción y la nómina, sin considerar los procesos de desvinculación de personal, suman más de $1.600 millones.

    Por otro lado, los rubros de inversión continúan con su tendencia a la baja. En 2020, Petroamazonas, que maneja el 80% de los campos petroleros en el país, tuvo 10% menos para impulsar y mejorar su producción, lo que representa alrededor de $1.400 millones.

    Sin embargo, el presupuesto inicial tendrá cambios sustanciales, porque hasta el 20 de mayo 2021, es decir, apenas cuatro días antes de que asuma el nuevo Gobierno, las autoridades de la nueva empresa petrolera deberán presentar una propuesta de reducción de personal y optimización de gastos.

    Ese plazo quedó establecido en el Acuerdo Ministerial 0009, con fecha 1 de febrero de 2021, firmado por el viceministro de Finanzas, Fabián Carrillo.

    Menos personal en dos fases

    Según el acuerdo, hasta el 20 de mayo de 2021 se deberá desvincular personal y reducir el gasto en nómina, bajo varios parámetros: Eliminación de cargos por funciones duplicadas; suspensión de la creación de cargos y concursos de méritos y oposición; eliminación de vacantes; reducción del número de asesores; eliminación de contratos provisionales y ocasionales; terminación de comisiones de servicio.

    Asimismo, se suspende los aumentos de sueldo y cualquier tipo de remuneraciones adicionales; tampoco se dará paso al pago de horas extras y suplementarias para las personas que estén en el teletrabajo; y, se suspende el pago de vacaciones no gozadas.

    Tras la fusión de las petroleras estatales, Petroecuador todavía mantiene una nómina de más de 10.000 funcionarios. En una segunda fase, las desvinculaciones de personal deberán basarse en un estudio externo sobre las reales necesidades de Petroecuador, para operar con eficiencia. Hasta hace pocos días, se mantenía vigente un contrato con la Universidad Central para hacer ese estudio, pero el ministro de Energía, René Ortiz, anunció que esa institución desistió del encargo.

    Las autoridades esperaban poder tener un plan de nómina óptimo y concretar todas las desvinculaciones necesarias hasta el 31 de marzo de 2021, pero ahora se tiene que hacer un nuevo proceso de selección del consultor externo y no hay una nueva fecha.

    Mediante un comunicado, la Asociación Nacional de Trabajadores de las Empresas de la Energía y el Petróleo (Antep), rechazó las acciones dispuestas y aseguró que han “sido testigos recientes” de que procesos apresurados ponen en riesgo la operatividad de las empresas.

    “Los trabajadores hemos debido poner todo el esfuerzo para sostener las operaciones a pesar de los vacíos graves que han dejado las prisas políticas externas”, puntualizan.

    Menos gastos administrativos

    En el acuerdo del Ministerio de Economía, también se establecen directrices para reducir gastos no vinculados a las operaciones petroleras. Así, se prohíbe la compra de vehículos que no sean para trabajo de campo; se reduce al mínimo los viajes al exterior, la publicidad y la contratación de estudios no esenciales; y, se suspende el servicio de transporte institucional.

    Por otro lado, se determina una reducción del 10% en servicios de seguridad, vigilancia y aseo; y del 15% en viáticos, vestuarios, publicaciones, arrendamientos y uso de vehículos institucionales. (JS)

    El presupuesto para producción será de $1.265 millones, en 2021; es decir, apenas $49 millones más que en 2020.

    Petroecuador no maneja el presupuesto para importar combustibles

    El Ministerio de Economía seguirá manejando la llamada “Cuenta de Financiamiento de Derivados Deficitarios” (CFDD), donde se incluyen los recursos para la compra de derivados y combustibles.

    Para 2021, se tendrá $3.202 millones, los cuales provienen de las transferencias por venta interna de derivados ($1.881 millones) y de las liquidaciones por exportaciones de crudo y derivados ($1.321 millones).

    Todos esos valores deberían estar dentro del presupuesto de Petroecuador, lo que sería un paso a la autonomía financiera y administrativa, pero mientras no se hagan los cambios legales necesarios, la petrolera estatal seguirá dependiendo de lo que entregue el Gobierno Nacional.