José Vásquez: ‘Crearemos alcaldías menores’

ENE, 23, 2019 |

Entrevista. José Vásquez se ha desempeñado como abogado de profesión.

El candidato de Acción Democrática Ecuatoriana (ADE) propone una alcaldía técnica y no política.
 

Frente a la cantidad de nombres que se han propuesto para la Alcaldía de Quito, José Vásquez Castro opina que “ojalá fueran más”, porque eso significa que después de 10 años de Gobierno de un partido único “se siente algo de libertad”. El abogado, de 59 años, asume el reto de la mano del Acción Democrática Ecuatoriana (ADE), que fue aprobado por el Consejo Nacional Electoral en septiembre de este año.

En las oficinas del movimiento político, ubicadas cerca del Centro Histórico, Vásquez asegura que su campaña se seguirá construyendo con muchas manos. “Una gentileza no puedo pagar con deslealtad”, dice refiriéndose a los carteles que han colocado sus partidarios en varios sectores de la ciudad. 
 

¿Cuál es su diagnóstico de la ciudad?
Le dejan sobreendeudado al Municipio. La ciudad tiene un presupuesto de $700 millones, de los cuales $280 millones los dedica al pago de cerca de 21.000 trabajadores que tiene. $120 millones se van en gasto corriente, $160 millones en subsidios. Uno de los más altos es el del transporte con $90 millones. Para el año 2019, se tiene que pagar alrededor de $113 millones de deuda y servicio de la deuda. Prácticamente nos dejan con cero para la inversión.

Todo tiene que ser resuelto con un estudio. En la Sesión Solemne escuché que sin tener un plan maestro ni planificación ya se crea el Metroférico y no tenemos ni para pagar el Metro. Se quiere hacer para el aeropuerto que es una empresa privada. Si hacían eso no debíamos haber gastado en dos vías. La Collas, que costó como $200 millones y la ruta VIVA con 150 millones…

Pero la propuesta es del Gobierno Central con inversión privada. Eso es más peligroso todavía porque hay que revisar si eso le conviene a Quito o no. A lo mejor nos conviene que el Estado se haga cargo del pago de la deuda del Metro para liberar recursos y hacer las obras que hacen falta como agua potable, alcantarillado, luz eléctrica y todo el sistema vial. También la recolección de basura, el tratamiento de aguas, porque tenemos un foco de infección en el río Machángara, que se ha dejado de controlar en los últimos 50 años.
 

¿La privatización es una alternativa para las empresas públicas? 
En cuanto a la basura, definitivamente, hay que estudiarle bien. Nosotros tenemos resuelto ese tema. Aquí recoger la basura, una tonelada métrica, cuesta $120. En Guayaquil, con concesión se paga $37 y en Cuenca $35. Creo que de un momento a otro será difícil cambiar porque tenemos alrededor de 2.000 trabajadores que están en el Sindicato de Emaseo. Podemos hacerlo por etapas. El norte lo dejamos concesionado y poco a poco vamos bajando los costos. Lo que hay que concesionar es el tratamiento de la basura que aquí embodegamos y nos ha complicado el ambiente y la tierra. Hay que poner los referentes para que Quito sea el ganador y no la empresa privada.

 
¿Cómo continuará con el Metro?
De forma integral. En el Municipio se quiere poner una tarifa plana de 45 o 75 centavos en la que todos paguemos y subsidiemos el Metro. Eso no es viable. No podemos subsidiar $300 millones al año. Primero, si pagamos la deuda ya liberaríamos todos los intereses y el capital y ahí sí podríamos poner una tarifa solo para la operación. Hay que pensar costos de reparación y actualización del sistema. Dentro de ese proyecto, una tarifa de 40 o 50 centavos ya será viable.

Usted propone regularizar la propiedad de construcciones y predios ¿a qué se refiere?

En Quito existen alrededor de 800 asentamientos. Tienen 30 o 40 años y no tienen sus títulos de propiedad. El Municipio, en vez de ser un facilitador, ha sido un verdugo porque les ha puesto trabas. Tienen sus construcciones, agua potable, alcantarillado, luz eléctrica, vías, nomenclatura, pero no tienen escrituras. Ese es un gran grupo de los barrios de Quito. Hay otro grupo que tiene derechos y acciones heredados de abuelos y padres. Como tienen derecho a acciones y no se apegan a las reglas puestas por el Municipio no hay cómo legalizar. Mi propuesta es regularizar los predios y las construcciones en las condiciones en las que están. No vamos a sacar a la gente. 
 

¿Cuál será el destino de las administraciones zonales?
Las grandes ciudades han resuelto sus grandes problemas a través de alcaldías menores. En nuestra propuesta está el Estatuto Autonómico en el que crearemos alcaldías menores que acerquen la autoridad al territorio. Calderón tiene como 350.000 habitantes y ellos no han sido atendidos. Solo ahí son como 100 asentamientos por legalizar. Eso podemos solucionar teniendo los alcaldes menores, que ya no son las juntas parroquiales ni las administraciones sino el cabildo y un alcalde. Desaparecen las Administraciones Zonales.


¿Cómo ve la función del Concejo actual? 
Lo que se concibe mal termina mal. El señor Rodas se alió con el señor Ricaurte para llegar a la Alcaldía y le entregó tres concejales de cada Distrito y las candidaturas. Lo que hizo fue dividirle al Municipio en pedazos para entregarles a los concejales y tener una mayoría. El producto de eso ha generado tantos problemas y corrupción en el Municipio como nunca antes se ha visto en Quito. Nosotros estamos proponiendo un equipo en el que el Alcalde y sus concejales tengan las mismas ideas para que no se trunquen.

 
¿Propone revisar los subsidios? 
Debe ser lo que la técnica señale. Lo que digan los estudios de acuerdo al transporte que nos dan, eso debe ser, pero no subsidiados. El problema radica en que no son transparentes. Llegan a acuerdos que no sabemos de qué categoría y se fijan las tarifas, no a los costos reales de operación. Los estudios tienen que ser resueltos técnicamente no políticamente.

 
¿Qué piensa sobre legalizar aplicaciones como Cafiby o Uber?
Yo he estado al lado del pueblo y siempre estaré ahí. Yo les he ayudado a legalizar a la mayoría de transporte ejecutivo, periférico y rural. Ellos ya han cumplido con todas las normas. Lo otro es una plataforma en la que explotan a los que trabajan y no están preparados para dar el servicio. Si ya hemos puesto las reglas, respetémoslas. (PCV)

FRASE

Lo que hay que concesionar es el tratamiento de la basura que aquí embodegamos y nos ha complicado el ambiente y la tierra”.“Mi propuesta es regularizar los predios y las construcciones en las condiciones en las que están. No vamos a sacar a la gente”. 

Personaje

La figura

Nombre: José Vásquez Castro

Nacimiento: 7 de febrero de 1959

Experiencia: Abogado por la Universidad Central del Ecuador