viernes, diciembre 3, 2021
País Transporte naviero, el siguiente sin Impuesto a la Salida de Divisas

Transporte naviero, el siguiente sin Impuesto a la Salida de Divisas

Los costos en ese sector se han disparado más de 300% . El Gobierno busca aliviar en algo esa situación con la eliminación del ISD.

Luego de la eliminación del Impuesto a la Salida de Divisas (ISD) para las aerolíneas extranjeras que operan en el país, el Gobierno apunta a desmontar ese tributo para el transporte naviero.

Julio José Prado, ministro de Producción, Comercio Exterior e Inversiones, explicó que la medida será incluida en la reforma tributaria.

«Hemos visto que el costo del transporte de carga a nivel internacional ha crecido en forma exponencial y está generando un costo tremendamente elevado para importar y exportar productos a través de navieras. Ese es un tema que lo estamos analizando, pero vendrá dentro de las reformas que presentaremos en el futuro a través de las reformas tributaria y económicas», dijo Prado.

En los últimos meses, los fletes de transporte marítimo, que mueven el 80% de las mercaderías a escala mundial, se encarecieron más de 350%. Así, por ejemplo, un contenedor de 40 pies pasó de costar $2.200 a alrededor de $10.000.

La razón de fondo es que no existen suficientes embarcaciones y fletes para cubrir una creciente demanda, la cual viene de la mano de la paulatina recuperación de las economías más grandes. Esa escasez podría durar hasta el primer trimestre de 2022 y hacer más costosos los precios de algunos productos para fin de año, sobre todo los que vienen desde China y la zona del Asia Pacífico.

Eliminación del ISD aéreo abre la puerta a más inversiones

Este 7 de septiembre de 2021, el presidente Guillermo Lasso afirmó que el ISD a las operaciones de las aerolíneas extranjeras impidió que se concretaran inversiones y llegaran más turistas al país en los últimos años.

Y añadió que, por eso, la eliminación del tributo abre las puertas a la firma de convenios de cielos abiertos con Estados Unidos, República Dominicana, Canadá y Chile.

Uno de los principales objetivos es cambiar el poco crecimiento en la llegada de visitantes.  Desde el 2015 a 2019, Ecuador ha crecido apenas en 100.000 pasajeros internacionales, mientras que Costa Rica y Perú tienen 800.000 y 1′000.000 de pasajeros.

Mientras, Marco Subía, presidente de la Asociación de Representantes de Líneas Aéreas en Ecuador (Arlae), agradeció a los ministros de Turismo, de Transporte y de Producción y de Comercio Exterior, Niels Olsen, Marcelo Cabrera y Julio José Prado, respectivamente, “por entender y apoyar la eliminación de esta tasa”, y además al presidente Lasso “por tomar la decisión histórica”.

“Han sido muchos años de trabajo llenos de frustraciones, han pasado tres gobiernos y ocho ministros de Turismo, al igual que de Finanzas, Transporte y Comercio Exterior”, recapituló el dirigente, quien aseguró que el sector toma la eliminación del ISD como un compromiso por el país, para mejorar la conectividad en beneficio del turismo e intercambio comercial.

Aunque reconoció que aún existen problemas como el alto costo de volar al país, las cargas impositivas, el costo elevado de los servicios, indicó que deben seguir trabajando, el sector público y privado, para mejorar la competitividad.

Se revisarán otros impuestos del sector aéreo

El ministro de turismo, Niels Olsen, comentó que a pesar de haberse recaudado $65 millones por los impuestos Eco delta y Ecuador Potencia Turística en los últimos años, la cartera a su cargo solo recibió $1,9 millones para promoción internacional .

En otras palabras, esos impuestos encarecen el costo de los pasajes, pero solo el 2% se destina para que el país se vuelve un destino turístico.

Por eso, Olsen aseguró que se revisará todo ese esquema implementado en el Gobierno de Rafael Correa.

“Esto evidencia la falta de visión y de voluntad política de gobiernos pasados”, sostuvo Olsen, quien agregó que de enero a julio se recaudaron alrededor de $ 24 millones en ambas tasas.

Cuando se creó el Ecuador Potencia Turística , el valor a cancelar fue de $ 5, luego pasó a $20 y finalmente en 2016 el Gobierno lo elevó a $50, por la emisión de cada pasaje aéreo para viajar desde el Ecuador hacia el extranjero. En el mismo sentido, se fijó el Eco Delta en $30 para cada viaje. Así, esos dos impuestos le suman $80 al pasaje aéreo. (JS)

TE PUEDE INTERESAR:

Resultados del test ‘transformar’ se conocerán el 15 de septiembre

Asesinado en La Shyris tenía antecedentes por asesinato y secuestro

Yunda asegura que solo el abogado de su hijo conoce su paradero

Noticias relacionadas

La Hora TV