lunes, noviembre 29, 2021
País El sector rural está a las puertas de una crisis en 2022

El sector rural está a las puertas de una crisis en 2022

Los precios de los insumos importados, problemas con la mano de obra, falta de planes y ayudas a los productores, cocinan un panorama sombrío para el campo.

Paso a paso es, cada vez, más evidente la configuración de una tormenta perfecta para el sector agrícola y pecuario. El aumento en el precio del gas natural, a niveles superiores a los alcanzados en la crisis de 2008, está provocando un creciente encarecimiento y escasez de importantes insumos como fertilizantes, herbicidas, nitrogenados, urea.

Los precios de los insumos han tenido un salto de entre el 40% y 100%. Esta situación ha puesto por las nubes los costos de producción en el campo ecuatoriano (a nivel mundial también), lo que da como resultado que se restrinjan al mínimo, o de plano no se hagan nuevas inversiones en el sector de cara a 2022.

El empresario y agricultor Geancarlo Murrieta explicó que «al no poder sembrar porque sería salir a pérdida, los campos se quedarán botados y con ello se dejará de requerir de mano de obra. Juro que no es pesimismo, es una dolorosa realidad».

En otras palabras, la escasez y encarecimiento de materias primas para la siembra podrían provocar, a su vez, escasez o una provisión limitada de algunos de los principales productos agrícolas en el mercado nacional. Eso, por su parte, empujaría un aumento de precios y del costo de la canasta básica.

De acuerdo con Murrieta, la producción agrícola, bajo las condiciones actuales, no es negocio a menos que sea lo suficientemente grande para tener economías de escala o la productividad por hectárea esté por encima del bajo promedio nacional.

Cereales, verduras y hortalizas, inclusive productos cárnicos y lácteos (pastizales para el ganado) requieren una serie de productos químicos cada vez más costosos. Asimismo, los precios de otras materias primas precios como el trigo y maíz se han disparado a niveles  a los de 2012.

Loren Vera, por su parte, puntualizó que, a pesar de que el año pasado incursionó en con su esposo en la siembra de arroz y soya, ahora el proyecto se queda en suspenso.

«Este ciclo no vamos a sembrar, los costos de los fertilizantes y ciertos otros productos están por los cielos», acotó

A escala mundial, la envergadura de la crisis se visibiliza en situaciones como el riesgo creciente de que Brasil no pueda cumplir con sus compromisos de exportación de café. Asimismo, otros países como Rusia y China están limitando sus ventas al exterior porque la caída de su producción local se está quedando corta frente a la demanda interna.

Por el lado de la oferta de insumos, los problemas alcanza a la gigante noruega Yara, la cual ha anunciado que reducirá en 40% su fabricación de amoniaco y otros materias primas para la producción agrícola como consecuencia de los precios récord de gas natural.

Fernando Ríos, mediano productor, comentó que en Ecuador se debería estar pensando en ayudas directas a los agricultores, en lugar de exigir el mantenimiento del subsidio a los combustibles.

«Lamentablemente, la economía nacional no está preparada. No existe reservas ni tecnología para enfrentar crisis y shocks externos; pero se debería estar hablando de cómo evitamos una caída del agro», concluyó. (JS)

TE PUEDE INTERESAR:

Ecuador, país de origen, tránsito y destino de tráfico de mujeres

Cárceles del país no garantizan condiciones mínimas a los presos

Trabas a empresas influyen en los bajos salarios

Noticias relacionadas

La Hora TV