Chaupi, el perro afectado por incendios forestales se está recuperando

Chaupi será parte del Cuerpo de Bomberos de Quito. Los animales de compañía también pueden sufrir por el humo.

Desde inicios de agosto, Quito ha enfrentado una serie de devastadores incendios forestales de gran magnitud.

Entre los estragos causados por las llamas en vastas extensiones de terreno, surgió Chaupi, un perro que sufrió quemaduras en la zona de Chaupimolino, en la parroquia de Pifo, ubicada al nororiente de la ciudad.

En medio de la intensa tensión que reinaba en el Puesto de Mando Unificado (PMU), establecido cerca de uno de los incendios, apareció un perro cojeando, evidenciando un evidente dolor.

Los presentes en ese momento se percataron de que el animal presentaba quemaduras en sus cuatro patas y sus genitales.

Sin demora, los paramédicos le brindaron atención de emergencia y lograron estabilizar sus heridas, tras lo cual fue trasladado a un centro veterinario.

El nombre nace como homenaje al incansable esfuerzo de los bomberos combatiendo el fuego en el barrio de Chaupimolino.

Se ha anunciado que una vez que se recupere, se unirá como miembro honorario al equipo de la Comandancia del Cuerpo de Bomberos de Quito, donde recibirá los cuidados de todos los bomberos que ya esperan su llegada.

Recuerden que los animales de compañía también pueden tener afectaciones respiratorias por el humo de los incendios forestales. Cuídalos, mantenlos dentro de la casa con puertas y ventanas cerradas para proteger sus vías respiratorias.  (EC)