Transporte idóneo

Muchas de las grandes urbes del planeta viven días extraños, producto del confinamiento de los humanos para controlar la propagación del Covid-19. Pese a ello, hay sectores que tienen que movilizarse a diario a sus puestos de trabajo, corriendo gran riesgo de contagio. Según reportes de la OMS el transporte público se ha convertido en un foco de contagio del 67% entre los pobladores, pues no cumple con el distanciamiento social requerido para evitar la transmisión de la enfermedad.

En este contexto, la bicicleta se ha convertido en una aliada para combatir la pandemia. De hecho es un instrumento útil para afrontar tanto la crisis sanitaria como la crisis ambiental y climática. Cumple con las normas de sana distancia y presta beneficios a todo nivel. Esta temporada hemos notado incrementos de la compra online, los servicios a domicilio y paquetería, siendo la bici el medio de transporte idóneo para estas tareas, que a la vez fortalecen el comercio local. Coherentes con esta realidad, las ciclovías en avenidas juegan un papel muy importante, ya que permiten el desplazamiento seguro de los ciclistas a través de la ciudad.

Es digno de recalcar que nuestra ciudad es una de las cuatro que a nivel país se encuentran implementando este tipo de iniciativas que marcarán un antes y un después en nuestro estilo de vida. En este sentido, la educación y distribución del espacio vial es fundamental para mejorar las condiciones y lograr una verdadera movilidad sostenible.

El fomento de la bicicleta como medio de movilización que respeta el distanciamiento social puede servir como primer paso para descongestionar el transporte público y cambiar la cosmovisión urbana subordinada al transporte contaminante privado.

diluve2005@yahoo.com