Infantes abandonados a su suerte

La situaci de la niz de escasos recursos en las eas de salud, educaci y bienestar empeoran cada d.

La realidad econica empuja a que desde temprana edad, nis y nis trabajen en zonas urbanas y rurales sin que la sociedad presione para que esta realidad cambie.

Seg el Fondo de las Naciones Unidas por la Infancia (UNICEF), el 68 por ciento de la niz ecuatoriana esten condiciones de pobreza y el 25 por ciento esten la indigencia.

En las zonas rurales, 83 de cada cien nis y nis sufren pima condiciones econicas.

En este contexto, el trabajo infantil se presenta como una consecuencia. La pobreza, exigencia de los padres y explotaci empresarial alimentan a que este hecho crezca.

El trabajo infantil se encuentra en sectores como la agricultura, ganader, industria, manufacturera, comercio y servicios, a pesar de que existen convenios firmados para cumplir con el marco jurico que establece que la edad mima para trabajar es los 15 as.

En cuanto a la poca atenci gubernamental, siempre se habla de la falta de recursos y el fortalecimiento de las instituciones que defiendan a la niz (Ministerio de Trabajo, Ministerio de Bienestar Social, municipios y otras organizaciones).

Labores peligrosas

El incumplimiento de la ley se agrava ya que las nis y nis trabajan en lugares de alto riesgo: las minas son un gran ejemplo del peligro emocional, espiritual y fico que tiene un infante.

«Genera serios das ficos y les niega la oportunidad de estudiar y obtener un futuro mejor», indicManuel Martez, representante del Foro de la Niz y la Adolescencia.

Entre los trabajos peligrosos para el ser humano, sobre todo para la niz, est las minas, bananeras, ladrilleras, basureros, mendicidad y labores nocturnas. «En uno o dos as aspiramos a erradicar los trabajos m peligrosos», selMartez con mucha fe.

Maltrato y explotaci

Seg el Observatorio Ciudadano de los Derechos de la Niz, hay un cumplimiento bajo de los derechos infantiles. Llegan a cumplirse en apenas un 3,4 sobre diez (en los nis de cero a cinco a 12 as).

Otro de los temas que preocupa es la prostituci y explotaci sexual infantil. Seg la Organizaci Internacional del Trabajo (OIT), 5200 nis y nis son explotados sexualmente.

En este aspecto, el proyecto de ley que sanciona a estos hechos es imprescindible para combatirlos.

Deserci escolar y repetici de a

Seg Contrato Social por la Educaci, en el a lectivo 2004-2005, 756 mil 976 nis, nis y jenes, entre 6 y 17 as, quedaron excluidos del sistema educativo.

Uno de cada tres nis no llega a completar los 6 as de educaci primaria, es decir, la tercera parte de la niz no obtiene la preparaci adecuada.

Respecto a repetici, uno de cada 10 nis pierde el segundo a de educaci bica.

Estos datos deben generar un malestar y despertar social ya que el promedio actual de escolaridad es tan solo de 7,3 as.

Salud

Uno de cada cinco nis menores de cinco as de la regi andina padece desnutrici crica, seg cifras de la Comisi Econica para Amica Latina y el Caribe (Cepal), Amnist Internacional (AI) y el Programa Mundial de Alimentos (PMA).

En el caso de nuestro pa, el 26% de las nis y nis sufren esta enfermedad.
Pero es en la poblaci indena donde la desnutrici crica alcanza una cifra m alta: el 58.1 por ciento (seg datos de UNICEF).

El asma provoca angustia y padecimientos en 13 de cada 100 adolescentes.

Nueva polica estatal

Al celebrase el D del Ni, el Primer Mandatario mediante Decreto Ejecutivo declararhoy como polica de Estado la protecci integral a la niz y adolescencia.

El acuerdo recoge ocho puntos en los cuales se garantizara trav del Consejo Nacional de la Niz y Adolescencia que las familias cuenten con conocimientos y destrezas para que puedan criar a sus hijos, ascomo se brinde una vida saludable a los nis y nis menores de 8 as de edad, entre otros.

La decisi de apoyar este programa lo concretayer el Gobernante, una vez que se reunicon 13 representantes de las distintas entidades adscritas a la Organizaci de las Naciones Unidas (ONU).

Paul Martin, representante del Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF), manifestque la posesi de la ONU y de la UNICEF es apoyar el consenso nacional sobre temas sociales.

La realidad
Cifras que asustan

– Tres millones 200 mil de nis, nis y adolescentes, entre 5 y 17 as, hay en el Ecuador.
– El 24,9 por ciento (789 mil 70) de ellos trabaja.
– El 40 por ciento no estudia.
– El 71 por ciento no recibe remuneraci.
– El 77 por ciento es obligado a trabajar.
– En construcci trabajan 70 mil nis y nis.
– En basura 20 mil laboran.
– En minas hay cuatro mil nis y nis.
– El 55% trabaja para ayudar a su familia.
– El 47% no recibe ingresos por su trabajo.
– El 27% estexpuesto a riesgos de salud de trabajo.
– El 82% no usa equipos de protecci en el trabajo.

Opiniones

«La niz deja de estudiar por dedicarse al trabajo. Seguramente el nero de nis que trabajan ha crecido».
Patricio Cajas, representante de Save the Children.

«Todo tratado internacional estobligado a seguir las normas establecidas por la Organizaci Internacional de Trabajo (OIT) y la Convenci sobre los Derechos del Ni».
Paul Martin, representante de Unicef.

«Debemos cooperar en el cumplimiento de los derechos de la niz y adolescencia».
Manuel Martez, Foro de la Niz y Adolescencia.