Cambistas de moneda se capacitaron en torno a la seguridad

Referencia. Las autoridades piden el apoyo también de los cambistas para combatir la inseguridad.
Referencia. Las autoridades piden el apoyo también de los cambistas para combatir la inseguridad.

Redacción TULCÁN

Para atender la necesidad de garantías y seguridad ciudadana por parte de los cambistas de moneda extranjera en Tulcán, la Subzona de Policía Carchi 04 organizó un conversatorio para brindarles medidas de protección contra la delincuencia.

Luis Chica, comandante de la subzona, comentó que este ejercicio se realizó con base a la petición de los cambistas. Durante la duración del conversatorio, Chica indicó que se buscaba concienciar a estas personas sobre el manejo de cantidades significativas de dinero.

“El hecho de tener el membrete o ser cambistas no significa que el delincuente no les vaya a topar”, dijo.

Además, el oficial manifestó que estuvieron presentes entre 15 y 20 prestadores de este servicio, en las charlas, donde se buscó la estrategia de convocarlos para brindarles medidas de seguridad y protección, además de solicitarles que no se excedieran en su horario de trabajo, para minimizar riesgos.

También añadió que se colocará, de forma permanente, una motocicleta o un patrullero en los denominados “puntos seguros” para atender la seguridad de la ciudadanía en cada sector donde se encuentran.

Entre una de las medidas de seguridad, Luis Chica comentó que existe el “botón de pánico”, servicio que puede ser activado al aplastar una tecla del teléfono celular para solicitar asistencia policial, si se presentase algún percance.

Los cambistas de moneda ya disponen de este mecanismo de alerta, sin embargo la ciudadanía que quiera acceder a este servicio debe presentarse al UPC más cercano y, mediante una justificación por escrito, podrán solicitar la activación de esta alerta celular.

Opiniones de los cambistas

Para Valeri Benavides, cambista de moneda extranjera que labora en el Parque Ayora, mediante esta actividad se siente respaldado por parte de las autoridades. “Al rato que vamos a nuestros hogares uno corre el riesgo, pero esto depende de nosotros”.

Además, afirmó que sí se les brindó la capacitación sobre el “botón de pánico” para los celulares.

Porfirio Burgos, quien presta el servicio de cambio de moneda en el parque principal, manifestó que la seguridad depende de cada cambista. “Solamente depende de las personas. Si uno se ostenta con el dinero se está poniendo la soga al cuello”.

Agregó que no dispone del “botón de pánico”. Esta situación argumentó que se debe a que en su trabajo se considera como “una persona reservada”. (APRN)