Noticias   /   Mundo

Senador pide que dejen pasar ayuda humanitaria

FEB, 18, 2019 |

IMPORTANTE. Marco Rubio, senador republicano por el estado de Florida, es uno de los congresistas más cercanos al presidente de Estados Unidos,Donald Trump.

Marco Rubio llegó ayer a Cúcuta para supervisar la ayuda en la frontera con Venezuela.
 

Redacción CÚCUTA, COLOMBIA

EFE

El senador estadounidense Marco Rubio pidió ayer en Cúcuta a la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) que “tome la decisión correcta” y permita el ingreso a Venezuela de la ayuda humanitaria proveniente de Estados Unidos. 

“Es un crimen internacional, un crimen contra la humanidad, que esté muy claro eso y que tomen la decisión correcta”, manifestó Rubio a medios de comunicación, refiriéndose a la negativa del régimen de Nicolás Maduro de dejar ingresar la asistencia.

Las declaraciones las dio durante su visita a la ciudad colombiana de Cúcuta, en la frontera con Venezuela, donde se encuentra para supervisar la ayuda humanitaria almacenada en el centro de acopio del puente Tienditas y que se espera sea enviada a partir del sábado a ese país.

De igual forma, Rubio destacó la valentía del pueblo venezolano que lucha por su libertad y lo impulsó a continuar de esa manera: “No quiero que pierdan el ánimo. La libertad y la democracia requieren sacrificio”, añadió.
 

Se comunicó con Guaidó
El senador también recorrió el puente internacional Simón Bolívar, principal paso fronterizo entre ambos países, acompañado de una marea de venezolanos que lanzaban gritos de protesta contra Maduro.

En medio de su camino, el funcionario realizó una videollamada con el jefe del Parlamento y presidente interino de Venezuela, Juan Guaidó, en la que reiteró el respaldo de Estados Unidos a su Gobierno y le dijo que “no deben perder nunca la esperanza”.

EL DATO
Estados Unidos y Colombia fueron los primeros países, a los que se sumó la mayoría de América y Europa, en reconocer a Guaidó como presidente interino del país
Asimismo, le afirmó a Guaidó y a los venezolanos presentes que “la libertad va a regresar a Venezuela”, y aseguró que “el mundo está con ustedes”.

Por su parte, Guaidó afirmó en su cuenta de Twitter que “el mundo tiene puestos sus ojos sobre la lucha que estamos librando en Venezuela” y agradeció a Rubio por “acompañar todo este noble esfuerzo para lograr la ayuda humanitaria”. “Los venezolanos estaremos listos para hacer historia este 23 de febrero”, sentenció Guaidó.

Adicionalmente, Rubió indicó no querer una intervención militar en Venezuela y expresó que “la única intervención militar es la de Maduro, que ha acabado con la institucionalidad en su país, han permitido que el Gobierno de Cuba llegue a maltratar a su gente y sus instituciones”. “La solución es muy fácil, la solución es una elección libre y democrática y eso es lo que esperamos”, concluyó.

Venezuela expulsa a europarlamentarios 
°  Venezuela expulsó ayer a una misión de europarlamentarios que iba a visitar el país y sostener varias reuniones, entre ellas una con el jefe del Parlamento, Juan Guaidó, reconocido como presidente encargado del país por medio centenar de naciones, informó el diputado español Esteban González Pons. “Nos están expulsando, primero nos han retenido (...) nos han retirado el pasaporte y sin explicarnos nada los pasaportes siguen retenidos. Nos están conduciendo directamente a un avión que espero sea el que va a Madrid, pero nos están expulsando del país”, dijo González Pons. Además, agregó: “Cuando un país cierra las ventanas y cierra las puertas para que no se vea lo que ocurre dentro, es que está a punto de pasar de las palabras a los peores hechos”. (EFE)
 

Más Noticias De Mundo

‘No necesito oficina para despachar’, dice embajador de Guaidó

| El diplomático venezolano en Ecuador habla de sus nuevas tareas en el país.

Un policía muerto en la vía Panamericana

| Siete uniformados quedaron lesionados durante los bloqueos en el Cauca, Colombia.

EE.UU. y Brasil están más cerca que nunca

| Estados Unidos y Brasil confirmaron el martes la fortaleza sin precedentes de su relación tras el encuentro del presidente Donald Trump con uno de sus más fervientes admiradores: su par brasileño Jair Bolsonaro.