Malestar en el sector indígena por encuentros entre Jaime Vargas y Andrés Arauz

    1238

    Todo se ha tratado de puras coincidencias, según el dirigente, pero hay quienes dudan.

    Los encuentros de Andrés Arauz, candidato a la Presidencia por UNES, con Jaime Vargas, dirigente indígena, no pasan desapercibidos y son cuestionados por el movimiento indígena. Vargas niega que existan acuerdos con el correísmo, mientras que Arauz se mantiene al margen.

    El primer encuentro registrado en el último año entre ambos políticos fue sobre una tarima en Bolivia, en el marco de las celebraciones por el regreso de Evo Morales a ese país. Las fotos y videos de esa reunión fueron públicas y, tras el evento, la dirigencia de la Confederación de Nacionalidades Indígenas del Ecuador (Conaie) intentó marcar distancia del candidato de la UNES.

    El 17 de noviembre de 2020, Vargas y su copartidario Leonidas Iza aseguraron que aquello no significó una alianza previo al proceso electoral. “No confundamos un tema organizativo con un tema político electoral”, dijo Vargas.

    Luego, el 24 de enero de 2021, Vargas y Arauz fueron fotografiados en un mercado de Puyo, pero el candidato dijo que fue una coincidencia, pues estaba por la zona haciendo proselitismo por campaña. Lo que Vargas tildó de ser una “corta charla”, fue grabado y se hizo popular en las redes sociales.

    En el video, Vargas le pide a Arauz respeto a los territorios indígenas y afirma que son perseguidos por reclamar sus derechos. Por su parte, Arauz escuchó al líder indígena, en medio de las arengas de los presentes.

    Al respecto, la Conaie emitió un comunicado. Nuevamente tuvo que aclarar que dicho encuentro no implico algún tipo de acuerdo. “Aclaramos que se trató de un encuentro fortuito”, cita el documento.

    A esto suma, los cuestionamientos de Vargas a Yaku Pérez, quien buscaba la Presidencia. Al interior del movimiento indígena existen voces que cuestionan a Vargas por las dudas que generan los mencionados encuentros, por su postura frente Pérez y por no apoyar a Vargas e Iza durante la marcha que convocó la Ecuarunari, desde donde se insiste en rechazar cualquier pacto con el correísmo.

    “Las bases no van a permitir eso porque tenemos una lucha histórica. No vamos a permitir que ahora, a nombre de jóvenes o nuevos dirigentes, quieran arrastrar hacia allá. Si ellos tienen una ideología, independencia, pueden ir, nadie les impide. Pero tienen que dejar a la organización, no tienen por qué arrastrar al movimiento indígena”, dijo Carlos Sucuzhañay, presidente de la Ecuarunari.