La calle de la vergüenza ministerial

    1092
    GOBIERNO. El 23 de mayo será el último día del actual mandato. El 24 se posesionan a las nueva autoridades.
    GOBIERNO. El 23 de mayo será el último día del actual mandato. El 24 se posesionan a las nueva autoridades.

    Este Gobierno, como otros, ha estado envuelto en escándalos de corrupción, desde altos mandos, como Jorge Glas. Te presentamos una lista de los abandonaron el ‘barco’ por situaciones similares.

    En total, 14 funcionarios públicos vinculados a la Función Ejecutiva salieron o renunciaron a su cargo en medio de un escándalo de corrupción o por incumplimiento de funciones. La cifra se refiere exclusivamente a los personajes del Gobierno saliente y no considera otras funciones del Estado o de los gobiernos autónomos.

    Te presentamos los casos.

    1. El primero no renunció, fue destituido y posteriormente encarcelado. Se trata del exvicepresidente de este y el anterior Gobierno, Jorge Glas. Su participación en el sector público fue cuestionada durante años por diferentes casos y actualmente cumple una condena de seis años por asociación ilícita, relacionada con la trama de corrupción de la constructora Odebrecht.

    También fue señalado en el expediente de Sobornos 2012-2016 como uno de los líderes de un esquema de cobros ilegales a contratistas estatales para las campañas electorales de Alianza País. En total, el exfuncionario es investigado en 19 procesos judiciales y su salida se dio el 27 de octubre de 2017.

    1. Dos meses después, Eduardo Mangas, quien fue consejero presidencial, renunció después de que se hiciera público un audio en el que explicaba cómo se manejó la campaña presidencial del mandatario, Lenín Moreno, la imposición de Jorge Glas como vicepresidente, los orígenes de la ruptura con el expresidente Rafael Correa y la estrategia política de un supuesto diálogo con los demás actores políticos.
    2. El tercero en renunciar -y el primero de los ministros que salieron en medio de un escándalo- fue Iván Espinel, del Ministerio de Inclusión Económica y Social (MIES). Pero su renuncia tenía cola. Dijo que dejó el cargo para hacer campaña en la consulta popular, pero fue encarcelado por una serie de perjuicios financieros en el IESS, en 2014, cuando él era funcionario de esa institución.

    Cabe señalar que Espinel fue detenido por sus acciones durante el Gobierno de Rafael Correa. Además, es primo de Vinicio y Fernando Alvarado Espinel, hombres de confianza del ex presidente y que, a su vez, son primos de Jorge Glas Espinel.  Los hermanos Alvarado también fueron investigados por la Contraloría por los millonarios ingresos de sus empresas mientras fueron funcionarios públicos.

    1. En 2018 renunció Eduardo Jurado Béjar, luego de admitir que era accionista de la empresa GeaEcuador, previamente acusada de realizar cobros indebidos a usuarios de la banca privada, por suscripción a supuestos servicios adquiridos vía telefónica.
    2. En diciembre de ese año Moreno se despidió nuevamente de un vicepresidente de la República. María Alejandra Vicuña renunció en medio de un escándalo de concusión por diezmos, cuando fue legisladora en la Asamblea Nacional.

    6, 7 y 8. En 2019 renunciaron de la misma forma: la exministra de Salud, Verónica Espinosa; Aurelio Hidalgo, del Ministerio de Transporte y Obras Públicas; y, Santiago Cuesta, consejero de Presidencia. La primera tras ser censurada en un juicio político, el segundo por el escándalo de su vinculación en el Caso Sobornos; y, el tercero, en medio de varias investigaciones como la de la construcción del hospital de Pedernales.

    9, 10, 11, 12 y 13. En 2020, la pandemia le pasó factura al Gabinete y renunciaron en medio del escarnio: Catalina Andramuño, del Ministerio de Salud; Paúl Granda,  representante del Ejecutivo en el Directorio del IESS; Alexandra Ocles, de la Secretaría de Gestión de Riesgo; y Jorge Villarroel, director del ISSPOL. Además, María Paula Romo, del Ministerio de Gobierno, fue destituida a través de un juicio político

    1. Finalmente, el caso más reciente fue el de Juan Carlos Zevallos, ex ministro de Salud, que presentó su renuncia el 26 de febrero de 2021, luego de usar su posición de poder para privilegiar en el suministro de la vacuna anticovid a personajes alejados de la lucha contra la enfermedad, incluyendo su madre.

    Mi opinión en 60 segundos

    Denise Zelaya, coordinadora del Observatorio Anticorrupción de la Fundación Ciudadanía y Desarrollo

    ‘Es necesario fortalecer el sistema nacional de contratación pública’

    “Lo que es evidente es que casi la mitad de las renuncias en medio del escándalo se da en los últimos 12 meses, ya en la fase final del Gobierno, y existe un fuerte vínculo entre las renuncias y los procesos de contratación pública, indicando la necesidad de fortalecer el sistema nacional de contratación pública de forma integral.

    Un tercio de los casos se da por irregularidades en la gestión de la pandemia (dos en el Ministerio de Salud, uno en Gestión de Riesgos y otro en el IESS), todos funcionarios de instituciones clave para el manejo de la crisis ocasionada por la Covid-19. Esto generó un impacto negativo en la población y reflejan una deficiente respuesta a la emergencia por parte del Gobierno.

    También destacan los conflictos de intereses que envuelven algunas de las renuncias. Por ejemplo, el caso del exministro Hidalgo, con la empresa Hidalgo e Hidalgo, que obtuvo contratos públicos millonarios, así como el caso del exministro Zevallos y su manejo discrecional de la aplicación de vacunas. Ambos denotan líneas borrosas entre lo público y lo privado, y la necesidad de prevenir y regular posibles conflictos de interés”  .