lunes, julio 26, 2021

Imbabura / Carchi Ibarra carece de un plan para la reactivación económica

Ibarra carece de un plan para la reactivación económica

La Cámara de Comercio está segura que el avance de la vacunación irá de la mano con el incremento en ventas y consumos. 

Redacción IBARRA

La reactivación económica en Ibarra, capital provincial de Imbabura, avanza a paso lento desde la perspectiva de los comerciantes, emprendedores y empresarios, quienes aún no logran superar el golpe económico que les significó la pandemia.

Daniel Salazar, emprendedor local, detalla que las ventas no logran igualarse ni al 50% de lo que eran antes de la pandemia, afirmando que eso le significó despedir trabajadores para poder sostener su negocio. “No me alcanza para pagar sueldos. Ahora yo estoy a cargo de casi todo el negocio. Solo me ayuda una persona”.

Para Carolina Arévalo, desde el sector gastronómico, asegura que los ingresos son inestables cada semana, lo que tampoco le permite hacer proyecciones a largo plazo. “Tenemos días con bastante clientela, pero otros donde no hay casi nadie. En comparación a los meses antes de la pandemia, hemos reducido las ventas un 35%”.

Promociones para activar las ventas

En otros negocios, como en los electrodomésticos, las promociones y descuentos son una estrategia que les ha permitido sobrevivir a la pandemia, pero tampoco observan la manera de pronto volver a generar ganancias como las de años pasados.

“De lo que era normalmente estamos en un 75%. Estamos tratando de hacer cualquier cosa para que la gente venga al local, con todas las medidas de bioseguridad”, detalló Geovanny Fernández, a medios locales.

“Hay mucha preocupación. Desde la segunda semana de julio prácticamente se cayó todo”, declaró, por su parte, Ramiro Rubio, también en un local de electrodomésticos.

Hace un año, en junio de 2020, la Cámara de Comercio de Ibarra calculó que entre el 15% y 20% de locales comerciales del cantón no sobrevivieron al confinamiento y cerraron definitivamente sus puertas, mientras en otros casos yuvieron que cambiar de giro de negocio.

Piden créditos

Ramiro Aguilar, presidente de la Cámara de Comercio de Ibarra, cree que el nuevo Gobierno, de Guillermo Lasso, ha generado optimismo en el sector productivo y comercial, principalmente por el proceso de vacunación, que va de la mano con la reactivación económica.

Asegura que el clamor general de la población en el momento actual es acceder a créditos, “porque necesitan crédito las pequeñas empresas, que quieren solventar los días amargos del confinamiento, necesitan los nuevos empresarios, las pequeñas y medianas industrias. Es decir, el requerimiento, el clamor general, es que haya líneas de crédito más cercanas a la población, sin tramitología, sin que le vayan a exigir 20 o 30 requisitos imposibles”.

En un balance provincial, Aguilar menciona que Imbabura carece de un plan tanto en el tema productivo como turístico, “que significa que deambulemos y deambular no lleva a ninguna parte. Mientras no tengamos un mensaje potente, fuerte, una guía hacia donde caminar y orientar nuestros pasos, no vamos a ninguna parte”.

También criticó que no se aproveche al máximo la denominación provincial de Geoparque Mundial de la Unesco: “Lamentablemente no pasamos del membrete a las acciones reales y prácticas que beneficien a la población y la provincia”.

Campaña municipal en 31 barrios

Bajo el nombre de “Programa Integral Reactívate Ibarra”, 40 negocios de la ciudad brindarán beneficios a las personas que participan de los programas de bailoterapia municipales, en 31 barrios.

La iniciativa, que nace del Consejo Cantonal de Salud, inicia su plan piloto con 1.500 personas.

Lucía Posso, principal de la entidad cantonal, dijo que otros proyectos relacionados con el deporte se implementarán de manera progresiva, con el objetivo de masificar la actividad física y dinamizar paralelamente la economía del cantón.

El programa consiste en que las 1.500 personas reciban una tarjeta denominada “Actívate Ibarra”, con descuentos y beneficios en negocios y emprendimientos locales, así como atención médica en la Fundación Santo Domingo de Guzmán.

Además, como servicios adicionales, pueden acceder a bailoterapia con monitores especializados, atención y seguimiento fisioterapéutico, evaluaciones antropométricas, asesorías y seguimiento nutricional.

Andrea Scacco, alcaldesa de Ibarra, manifestó que la economía se ha venido abajo, por eso la municipalidad apoya este tipo de iniciativa. “Hemos segmentado a grupos de personas que hacen deporte y cuidan su salud. Ahora son mujeres, en su mayoría, cabezas de hogar, a quienes se les entregará un carnet que les brindará múltiples beneficios. Lo interesante es que los locales comerciales se han unido a esta iniciativa y el apoyo de la Fundación Santo Domingo de Guzmán con descuentos importantes”.

Antes de la pandemia, la Cámara de Comercio de Ibarra registraba alrededor de 10.000 negocios. Tras el confinamiento se perdieron más de 2.000.

Noticias relacionadas

La Hora TV

Publicidad