Celebran fiestas en Picaihua pese a las restricciones

SITUACIÓN. Las personas justificaron su presencia con la celebración religiosa a San Isidro Labrador.

Los habitantes de Picaihua incumplieron las restricciones emitidas por el COE Cantonal sobre la prohibición de eventos públicos.

Un desfile realizado este 18 de enero de 2022 en honor a San Isidro Labrador, patrono de la parroquia, que incluyó caballos y danzantes, fue interrumpido por la Intendencia General de Policía de Tungurahua mediante un operativo.

El evento se dio pese a no tener permisos de las autoridades parroquiales ni cantonales, lo que ocasionó desorden y aglomeraciones.

Diego Proaño, intendente de Tungurahua, manifestó que fue necesario intervenir en el acto de indisciplina debido a que también había consumo de licor.

Además, dijo que se conoce al responsable de estas actividades, quien habría corrido con los gastos como prioste de la celebración religiosa en Picaihua.

Al momento del operativo se desalojaron alrededor de 100 personas, las mismas que se habrían concentrado posteriormente en el centro parroquial, de donde también fueron desplazados por la Policía.

Creyentes como Dolores Tisalema, quien vive en Picaihua desde hace 38 años, dijeron que no cometían ninguna falta, sino que era parte del agradecimiento al santo por tenerlos con vida y que él mismo se encargaría de cuidarlos.

Mientras tanto, los contagios suben aceleradamente en Ambato, uno de los 193 cantones a nivel nacional en semáforo rojo por su alto nivel de casos positivos COVID-19.

Las autoridades manifestaron que los operativos se mantendrán hasta la noche para evitar la indisciplina ciudadana.

Aunque no se puede intervenir en propiedad privada, los uniformados operarán en el espacio público para evitar desmanes. (CNS)

 

NOTAS QUE TE PUEDEN INTERESAR

No se respetan aforos en Ambato

Ingresan al parque de Atocha a pesar de estar declarado en emergencia

IRRESPETO. Las personas asisten en la noche a jugar y libar.

Los vecinos del parque infantil de Atocha están cansados de advertir a las personas que no hagan uso de las instalaciones debido a que este espacio fue declarado en emergencia.

Los libadores, jugadores de vóley e inclusive niños, entran a cualquier hora del día pese a que este espacio está rodeado por vallas hace más de tres semanas. La indisciplina ciudadana hace que muchos muevan o se salten estos cercos poniendo en riesgo su vida.

“La situación es insostenible, hasta la Policía interviene para que las personas no se acerquen al lugar, los muchachos y adultos llegan y no respetan las señales de seguridad por lo que pedimos a las autoridades que controlen la afluencia de la gente”, dijo Marco Mena, morador de la zona.

Al momento se realizan trabajos de excavación mientras se hace el cambio definitivo de un colector, dijo Klever Padrón, director de Obras Públicas.

El funcionario manifestó que la intervención se realizará en alrededor de 10 meses, la construcción del nuevo colector en Atocha necesita dos jornadas diarias de trabajo que representan de 12 a 16 horas diarias. (CNS)

Aumentan los vacunados y crece la indisciplina social

OPERATIVOS. Las aglomeraciones no paran y las autoridades piden conciencia a la ciudadanía.

Una fiesta clandestina con 400 personas en Santa Rosa, gente de todas las edades libando, sin uso de mascarilla y sin distanciamiento social, fue uno de los ejemplos que puso la Intendencia de Tungurahua para explicar la indisciplina ciudadana que persiste y que va en aumento.

Esto a propósito de los operativos que realizan las autoridades, sobre todo en fines de semana. Según el intendente, Diego Proaño, la relajación de las personas en estos momentos de pandemia es muy notoria, pese a que la emergencia sanitaria no ha cambiado.

Proaño asegura que a pesar de los controles que se hacen en los centros de diversión nocturna, restaurantes y otros sitios de mayor aforo, los dueños de los locales persisten en faltar a la disposición impuesta por los COE Nacional y cantonal.

Héctor Cobo, director de gestión de Riesgos del Municipio de Ambato, recalcó que existe desinformación por parte de la ciudadanía, debido a que piensa que con la vacunación contra el Covid-19 le exime de peligro y pueden realiza actividades como antes, situación que es totalmente contraproducente.

“Dentro de nuestras competencias lo que hacemos es desalojar a las personas cuando no se respeta el aforo en determinado lugar como lo estipula la ordenanza de bioseguridad en el artículo tres”, dijo Cobo.

Sin embargo, esto no es suficiente debido a que las personas reinciden en su desobediencia y los casos se repiten cada semana sin que se pueda cambiar esta realidad, insistió Cobo.

 

EL DATO
El aforo en lugares públicos es del 50%. En Ambato la 
restricción de circulación vehiculas es de 00:00 a 05:00

 

Sanciones

A decir de las autoridades, las medidas que se toman respecto a la indisciplina ciudadana en pandemia son limitadas, debido a que no existe una sanción radical en el caso de incumplimiento de las medidas de bioseguridad dentro de la ley.

Jorge Yépez, director subrogante del Consejo Municipal de Seguridad Ciudadana de Ambato (Comseca), manifestó que pese a los operativos de control que se realizan permanentemente, desalojar personas y cerrar locales no es suficiente.

Yépez dijo que este es un trabajo continuo donde se llama la atención no solo a los propietarios de los locales, sino a los ciudadanos que persisten en las aglomeraciones.

 

Datos estadísticos

Según los operativos de los últimos 15 días, se desalojó en el casco urbano de Ambato a seis locales, entre bares, discotecas y karaokes que no respetaron el aforo, por lo que se cerró el local y se puso el sello correspondiente.

De estos, al menos dos son reincidentes cada semana. El aforo permitido es del 50%, pero según las autoridades, los locales triplican la asistencia, lo que pone en riesgo la salud de la población.

Inclusive el uso de la mascarilla es incumplido. En lo que va del año al menos a 115 personas se les llamó la atención por esta causa al asistir a lugares cerrados sin este elemento de seguridad, lo que significa una alerta de contagio inminente.

 

Incidencia en la salud

Un informe emitido por el Distrito Ambato de Salud registra en la semana del 28 de junio al 4 de julio del 2021, 185 nuevos casos de infectados por Covid-19. En lo que va de este mes fallecieron seis personas.

Hasta la semana anterior 49 mil 773 personas fueron vacunadas con la segunda dosis contra el coronavirus en Tungurahua, y otras 106 mil 016 recibieron la primera dosis en la provincia.

El que existan más personas vacunadas no significa que pueden bajar la guardia en ningún momento, dijo Samanta Vasco, epidemióloga-Biomédica y médico ocupacional, ya que la vacunación no asegura no contraer el virus, sino que disminuye la probabilidad de mortalidad si fuera el caso.

Además, deben recordar que hay gente que aún no se vacuna y es quien está en verdadero riesgo si hay contacto con personas que creen que no volverán a contagiarse, enfatizó Vasco.

La especialista, al igual que las autoridades, hicieron un llamado a la ciudadanía a tomar conciencia que la reactivación económica, turística, deportiva, no significa la aceleración de contagios, sino el trabajo progresivo con el respeto de las medidas de bioseguridad. (CNS)

En Tungurahua no para la indisciplina ciudadana

Situación. La indisciplina se muestra en varios eventos clandestinos que se organizan con frecuencia.

Los eventos clandestinos y aglomeraciones evidencian la indiciplina que hay en el país.

A pesar de la serie de medidad que el Gobierno Nacional y los gobiernos locales han tomado para frenar el número de contagios de Covid-19 en el Ecuador, las cifras aumentan exponencialmente y la principal causa es la indiciplina ciudadana.

Diego Flores, intendente de policía, reveló que en los operativos realizados durante la última semana se registró el desalojo de varias canchas deportivas en Pelileo, Cevallos y Tisaleo por incumplimiento de aforo, así como también la suspensión de otro tipo de actividades como peleas de gallos y fiestas clandestinas.

“Es lamentable que después del trabajo realizado los ciudadanos regresen nuevamente a las canchas, los servidores de la Gobernación no podemos estar en estos sectores o detrás de cada uno de los ciudadanos”, expresó.

Rene SanMartín, director distrital de Salud, explicó que en Ambato se registró un incremento del 26% de casos en la última semana, en las zonas de hospitalización tanto del Hospital Docente como del IESS se tiene un total de 10 camas disponibles con corte al domingo 18 de abril.

Mientras tanto las camas de las Unidades de Cuidados Intensivos (UCI) continúan copadas desde el año anterior.

 “Esta situación es crítica, estamos al 100% en UCI y altísimo en hospitalización”, dijo el médico, quien aseguró que si el número de contagios continúa subiendo, en las últimas semanas no habrá camas para atender a los pacientes ni insumos necesarios.

 

CIFRA: 11.611 casos de coronavirus se regitran en Tungurahua hasta el lunes 19 de abril.

 

Regresar el confinamiento

Ante esta realidad el Colegio de Médicos de Tungurahua emitió un comunicado en el cual solicitan a las autoridades un periodo de confinamiento de 20 días.

“El miedo y el dolor que causa la pandemia debe servirnos para que la comunidad tungurahuense se sensibilice y colabore al máximo para detener  el colapso de las unidades de atención”, menciona el documento.

De igual manera se explica que de sostenerse el incremento de pacientes por coronavirus al mismo ritmo, el colapso del sistema de salud será inevitable, “el impacto en pérdidas de vidas es muy grande, pero será aún mayor si no reaccionamos a tiempo para proteger a nuestra población”, se indica.

 

Estado de excepción

Ante esta petición la gobernadora de la provincia, Gabriela Rodríguez, aseguró que no está entre sus competencias solicitar que Tungurahua sea parte de algún estado de excepción focalizado, como el impuesto por el Gobierno Nacional en 11 provincias del país a inicios de abril y que actualmente ya no está vigente.

“Nosotros estamos encargados de emitir los informes necesarios de la situación en la provincia al COE Nacional, pero son ellos quienes deciden las medidas a implementarse”, dijo.

 

Mayor control en lugar de confinamiento

Diego Mosquera, presidente del Consorcio de Cámaras de la Producción de Tungurahua, dijo que un periodo de confinamiento sería una “estocada final” que terminaría por cerrar más empresas de la provincia, afectando las fuentes de empleo y la estabilidad de la ciudadanía.

Así mismo manifestó que se debería tomar otras resoluciones como la disminución en los aforos, mejor control en las canchas deportivas y en las ferias de comercio informal. (RMC)

 

Cambio de horario en restricción vehicular en Ambato

Después de los informes presentados por el ECU 911 y la Mesa Técnica de Salud N° 2, el COE cantonal de Ambato resolvió un nuevo cambio de horario en la restricción vehicular.

Es así que mediante un comunicado de prensa se informó que la restricción en la red vial cantonal será desde las 20:00 hasta las 05:00 a partir del miércoles 21 de abril hasta el martes 4 de mayo de 2021.

Álvaro Ojeda, ambateño, está de acuerdo con la restricción de movilidad, pues él ha visto como a altas horas de la noche hay vehículos parqueados en diferentes sectores de la ciudad y dentro de los mismos las personas se dedican a tomar.

Mientras que Carlos García, otro ciudadano, comentó que está bien la restricción de 20:00 a 05:00, pero pidió que haya controles, pues nadie respeta lo que dice el COE.

 

Se prohíbe apertura decentros de diversión nocturna

El Comité de Operaciones de Emergencia COE cantonal de Ambato decidió que se prohíbe la apertura de centros de diversión nocturna en el cantón desde el miércoles 21 de abril hasta el martes 4 de mayo.

También se estableció que no podrán abrir las canchas de todo tipo y tampoco se podrán realizar actividades físicas que generen aglomeración.

Estas medidas son adoptadas para evitar el aumento de casos de Covid-19 en Ambato y Tungurahua.

Indisciplina ciudadana genera inseguridad en paradas de buses

Situación. La ciudadanía no tiene orden para esperar en las paradas, lo cual es aprovechado por la delincuencia.

En videos y fotografías quedan grabados los diferentes actos ilícitos que se registran en las paradas de buses urbanos del centro de Ambato, situación que preocupa a los usuarios.

El problema se agrava, según las autoridades, debido al desorden, indisciplina ciudadana y el incremento del comercio informal.

 

Realidad

Eran cerca de las 18:00 del lunes de feria, entre los gritos de oferta de productos, el anuncio del controlador del bus y el bullicio de la gente, se escuchó el grito de una mujer.

“Ladrón, ladrón”, dijo mientras un sujeto salió en precipitada carrera, y esquivaba a los comerciantes y usuarios que amontonados esperaban en la parada.

La ciudadana trató de perseguir al sujeto, sin embargo, este se esfumó entre la gente.

Esta es la realidad que a diario se vive en sitios como las paradas de la avenida 12 de Noviembre y Tomás Sevilla,  en la calle Juan B. Vela o cerca del mercado Modelo.

Verónica Buenaño, usuaria, aseguró que toma el bus frecuentemente en la parada de la avenida 12 de Noviembre y siempre debe estar al cuidado de sus pertenencias para evitar robos o hurtos.

“El celular me escondo por donde puedo y sostengo duro la cartera, una vez vi como a una chica le sacaban el celular de la mochila y me da miedo”, manifestó.

Teresa Yugcha, otra usuaria, aseguró que ha sido víctima de los dueños de lo ajeno por varias ocasiones e incluso ya sabe quiénes son los antisociales, pero muchas veces se escudan entre los mismos comerciantes que se aglomeran en las paradas.

Ella asegura que en realidad la inseguridad a diario se incrementa en estos sectores, pero la gente continúa aglomerándose.

“Es que no hay una señalética para que nos podamos ordenar y si unos pocos hacen fila llegan otros y se meten, por eso mejor cada uno sube como puede. No hay una cultura para tomar el bus en orden”, dijo.

 

EL DATO
Hasta el 2016 se hablaba de las ‘Paradas seguras’, 
pero el proyecto fue cancelado.

 

Desorden

Dorian Balladares, jefe de la Policía Judicial, manifestó que lamentablemente estos espacios son aprovechados para estos delitos, debido a las circunstancias que presenta el entorno, incluso indicó que todos los días existen individuos aprehendidos en delito flagrante.

“Falta trabajar con la comunidad a fin de tener espacios organizados, espacios controlados para que la confusión no sea utilizada por los delincuentes que aprovechan estas oportunidades para cometer sus delitos”, mencionó.

Según la autoridad, se dispone los operativos preventivos y los procesos investigativos son permanentes, además, se están desarrollando acciones para identificar a las bandas que laboran en estos sectores.

“Recordemos que hace no mucho tiempo fueron detenidos por un presunto delito de asociación ilícita varios ciudadanos que se dedicaban a cometer este tipo de delitos”, comentó.

Desde la Municipalidad de Ambato se conoció que con el Proyecto Bicentenario también existirá una regeneración y reubicación de varias paradas mejorando la percepción de seguridad en estos sitios. (FCT)

Se incrementan las canchas de vóley a pesar de prohibición

Operativos. La autoridades han intervenido en varias canchas.

Una de las mayores problemáticas que enfrentan las autoridades en medio de la pandemia es el control de espacios públicos y privados, donde la ciudadanía continúa mostrando indisciplina.

Según el ECU 911, desde que inició la pandemia se registran más de 180 mil alertas de aglomeraciones en  el país, en las cuales tuvieron que intervenir uniformados de la Policía Nacional.

Uno de esos espacios fueron las canchas deportivas y de acuerdo con las autoridades, se han abierto más lugares para jugar vóley, sobre todo en propiedades privadas.

Realidad

Varios vecinos de la localidad e incluso de otros sectores llegan hasta la casa de don Luis, ingresan por un costado de su vivienda, nadie se imaginaría que detrás del cerramiento, en medio de árboles frutales de claudia y de plantas de mora, existiría una cancha de ecuavóley.

Aquí los vecinos hacen deporte, pues aseguran que en los espacios públicos aún no pueden hacerlo, mientras que el propietario explica que si bien sabe que cualquiera puede contraer el virus, al menos no se morirá de hambre, pues en medio de la pandemia este espacio es el que le ha dado un ingreso para sostener a su familia.

Esta realidad se evidencia en las zonas urbanas, pero con mucha más frecuencia en el sector rural.

En la zona alta de Santa Rosa, por ejemplo, la Policía desalojó y clausuró una de estas canchas, pero el propietario argumentó que aún no tiene permisos, pues eran poco días desde que había instalado el espacio, pero para recreación familiar y no para lucrar.

200 dólares es la sanción por la apertura clandestina de 
estos espacios y la clausura de la actividad por 30 días.

Normativa

Diego Flores, intendente de Tungurahua, indicó que en efecto se ha evidenciado el incremento de estos espacios en la provincia, esto por las nuevas necesidades que se han generado en la pandemia, sin embargo, es importante que se lo haga de una manera formal y regulada, de lo contrario incurren en infracciones administrativas.

“Si un ciudadano abre este tipo de negocio y no cuenta con el permiso correspondiente deberá ser sancionado con lo máximo que determina la norma, que es 200 dólares y 30 días de suspensión de la actividad”, dijo.

Además, explicó que uno de los requisitos fundamentales es la patente municipal, ya que este organismo define si la actividad que se pretende abrir es compatible o no con el sector, y a partir de ello inicia todo el proceso, pero en varios lugares se registran actividades que no están permitidas.

Según la autoridad, los operativos continuarán a fin de controlar este fenómeno y además indicó que en Tungurahua aún está prohibida la apertura de estos espacios, disposición emitida por el COE provincial y cantonal. (FCT)

Las aglomeraciones no paran en Tungurahua pese a las sanciones

REALIDAD. Los espacios públicos y privados siguen llenos de gente.

Las aglomeraciones en las canchas públicas y privadas no dejan de ser el ‘dolor de cabeza’ para las autoridades, pues todas las semanas se registran sanciones y desalojos de estos espacios abiertos, donde se irrespetan las disposiciones establecidas por los COE cantonales.

Según Diego Flores, intendente de Tungurahua, las clausuras y desalojos son todos los días, pues se realizan operativos de control constantes en todos los cantones de la provincia, inclusive se habla de reincidentes que hacen caso omiso de no agruparse sobre todo en Ambato, Baños, Pelileo, Tisaleo, Píllaro y Mocha en canchas de ecuavóley, especialmente.

Pero los espacios de distracción como discotecas están en constante observación sobre todo en Baños, donde se pide cumplir con los horarios establecidos. Aquí se registró un local sancionado por pasar del horario permitido, además, de la clausura de un evento privado en Río Negro.

Las autoridades sugirieron que los concejales de cada cantón planteen poner en marcha las ordenanzas que sancionen los espacios donde se aglomeran las personas para practicar cualquier deporte, pues desde la parte jurídica se cumplen con todos los procedimientos, aunque asegura que en relación a otras semanas el número de sanciones ha bajado.

También se hizo un llamado a la corresponsabilidad ciudadana para que tome conciencia y cumpla con las disposiciones establecidas debido a la emergencia sanitaria que vive el mundo a causa de la pandemia. (CNS)