Hombre se desangraba en plena calle

LUGAR. Junto a un charco de sangre fue hallado el ciudadano.

Un hombre fue encontrado con una herida en una de sus extremidades superiores. Sucedió la tarde de ayer, sábado 2 de abril de 2022, en el cruce de la avenida de Las Américas y la calle Nicaragua en Ingahurco.

 

Suceso

Por pedido del ECU 911, policías del Delta La Victoria, llegaron hasta la dirección antes indicada, donde los gendarmes encontraron a un hombre al que le sangraba en abundancia el brazo derecho.

Una ambulancia fue solicitada, los paramédicos llegaron para auxiliar al sujeto de quien no se conoce su identidad, pues el ciudadano, según información policial, se encontraba en avanzado estado de embriaguez.

El afectado fue llevado hasta el Hospital General Docente de Ambato, donde quedó ingresado en el área de emergencia y la Policía investiga los hechos en los que se produjo la herida. (MAG)

Italiano ofrece brazo de silicona para que lo vacunen

Foto referencial. Las autoridades sanitarias denunciaron al infractor ante la Policía italiana.

El hombre fue denunciado al intentar obtener falsamente el nuevo certificado sanitario. Recubrió ambos brazos para que la vacuna no entrara en su cuerpo.  

ROMA. Las autoridades sanitarias de la localidad de Biella (Piamonte, norte de Italia) denunciaron ante los carabineros (policía militarizada) a un hombre que intentó que le aplicaran la vacuna usando un brazo de silicona. El objetivo era conseguir el certificado sanitario covid sin aplicarse realmente la vacuna de refuerzo.

El hombre, de unos 50 años, acudió este jueves (2 de diciembre de 2021) a un centro de vacunación, donde la enfermera a cargo de la suministración se percató, en el momento de realizar el pinchazo, de que le estaba mostrando un brazo con una silicona muy parecida a la piel, que abarcaba desde el hombro al músculo deltoides, donde se inserta la aguja.

Al creer, en un primer momento, que el hombre había sufrido una amputación y le había presentado el brazo equivocado, así que para no ponerlo en una situación incómoda, le pidió el otro, explicó la sanitaria, Filippa Bau, al Corriere della Sera.

Pero al ver que le enseñaba un brazo de silicona «exactamente igual que el otro», la enfermera comprendió que el hombre estaba intentando engañarla para que le suministrara el fármaco en un brazo falso.

«Me di cuenta, en un instante, de que el hombre que tenía delante estaba tratando de eludir la vacunación mediante una prótesis de silicona en la que esperaba que yo, sin saberlo, le inyectara el medicamento», explicó.

Una vez descubierto, el hombre intentó convencerla de «pasarlo por alto» y continuar con la farsa, a lo que ella se negó y hizo llamar a sus superiores.

Finalmente, el hombre reconoció que les había intentado engañar para conseguir el nuevo certificado sanitario reforzado que solo pueden tener las personas vacunadas o que hayan pasado la enfermedad y que desde el lunes próximo (6 de diciembre) será necesario para poder acceder al interior de bares, restaurantes, locales de ocio y edificios públicos.

Las autoridades sanitarias locales presentaron una denuncia a los carabineros, que han informado de los hechos a la Fiscalía.

El presidente de la región del Piamonte, Alberto Cirio, se mostró muy contrariado por «la gravedad de este gesto» y resaltó «el sacrificio» en cuanto «a vidas humanas y costos sociales y económicos» que está costando la pandemia.

El nuevo certificado sanitario de refuerzo se sumará a partir de este lunes al actual documento, que también incluye a los poseedores de una prueba de antígenos negativa, y que es necesario para trabajar, acceder al transporte público y transitar por las zonas comerciales.

Estas medidas se orientan a impulsar aún más la vacunación en el país, que se sitúa en torno al 85% de la población con la pauta completa y el 45,66% con la dosis adicional o de recuerdo. EFE

TE PUEDE INTERESAR:

Sebastián Yunda deberá cumplir prisión preventiva al llegar a Ecuador

Proyecciones de aumento de producción petrolera se ‘hacen agua’

Glas insiste en la unificación de penas para salir de ‘cana’