martes, noviembre 30, 2021
Esmeraldas Barrios inundables, peligro latente en próximo invierno

Barrios inundables, peligro latente en próximo invierno

De 2014 a 2019, 34 barrios de los 230 del cantón Esmeraldas eran propensos a inundaciones. Se trabaja en un sistema de alerta temprana en la isla Luis Vargas Torres.

Cuatrocientas cincuenta viviendas afectadas, más de 3 mil personas damnificadas, 1.200 evacuadas, 10 colapsos estructurales, deslizamientos de tierras y un fallecido fueron las cifras preliminares, que dejaron las intensas precipitaciones de la etapa invernal en la provincia de Esmeraldas, el pasado 25 de enero de 2016.

Como aquel, cada año la historia se repite, los ríos se desbordan e inundan hogares, anegando caminos, generando crisis económicas o incrementando las enfermedades vectoriales.

Parece una historia de nunca terminar, pero para lograrlo se deben identificar los ‘barrios inundables’ y generar proyectos. El Plan de Desarrollo y Ordenamiento Territorial del Cantón Esmeraldas 2014-2019, brindó una radiografía a los sectores más vulnerables. 34 de 230 barrios del cantón Esmeraldas eran propensos a inundaciones, tras dos años de ese informe, se buscó conocer si esta cifra se mantiene o aumentó, pero desde la Dirección de Planificación Municipal, aún no se ha generado un nuevo plan, aduciendo que se sigue trabajando en él.

Identificación

Betto Estupiñán Toro, director de Gestión de Riesgos Municipal, ha establecido sectores propensos a inundaciones, entre ellos cinco ubicados en la isla Luis Vargas Torres: 29 de Agosto, Pianguapí, 12 de Mayo, La Habana y Cordero Crespo.

Pero también hay otros como el sector de 50 Casas, en el barrio Río Teaone, y en zonas rurales, Pegue, el Quilombo, la isla San Juan en Majua, y Tabiazo, donde nuevos colonos se asentaron cerca del río. Frente a esta erosión del suelo, existe una mayor probabilidad de inundamiento.

La respuesta ante una emergencia de esta magnitud podría anticiparse tras reconocer los periodos de lluvias, actualmente existen precipitaciones recurrentes atípicas por las condiciones del cambio climático, afirma Estupiñán Toro, sin embargo, la temporada invernal ocurre en los meses de diciembre hasta mayo.

Proyecto

¿Qué se está haciendo por estos barrios inundables? El director de Gestión de Riesgos Municipal lidera junto a otras instituciones como el programa de Naciones Unidas para el Desarrollo PNUD, el Banco de América Latina, el Ministerio de Ambiente, Agua y Transición Ecológica, el Servicio Nacional de Gestión de Riesgos y Emergencias, un sistema de alerta temprana por inundaciones fluviales y marinas en la isla Luis Vargas Torres, llamado Adaptaclima.

El mismo ha generado un comité comunitario de gestión de riesgos, la ubicación de 104 señaléticas en toda la isla, que muestran la ruta de evacuación y la zona de seguridad más cercana.

Hubo además donación de insumos para las brigadas de primeros auxilios, de evacuación, de incendios y otros; tales como camillas, chalecos, botiquines, cintas de peligro, megáfonos, extintores y credenciales.

Más de 60 personas de la comisión y comunidad han sido capacitadas en respuesta a una inundación. Inclusive se ubicarán sensores en la estación de San Mateo de la Epmapse y otro en Autoridad Portuaria, que podrán emitir alertas en caso de altas precipitaciones o mareas.

“Este va a ser un piloto de alerta temprana, con esto se puede prevenir con una o dos horas de anticipación, dará tiempo a evacuaciones seguras”, aseveró Estupiñán Toro. (JSG)

Lluvias intensas

En 2020, la precipitación media alcanzó los 738 milímetros, hubo meses como noviembre que apenas se registraron 13 mm, pero otros como febrero los 157 mm. Las cantidades pueden ser distribuidas en todos los días del mes o en ocasiones darse eventualidades de una sola lluvia intensa de un día, lo que repercute en inundaciones.

Noticias relacionadas

La Hora TV