Sunday, August 1, 2021
Editorial Columnistas Nacionales El mejor invento del mundo

El mejor invento del mundo

Lorena Ballesteros

En septiembre de 2019, cuando todavía no éramos conscientes de lo que nos veríamos forzados a vivir en 2020, la española Irene Vallejo publicó, a manera de ensayo, una historia sobre el origen de los libros. En algo más de 400 páginas recorre 30 siglos de historia, desde las tablillas de arcilla hasta los papiros y los libros de páginas. En 2020 y con la población mundial confinada, su obra se convirtió en un bestseller. Lleva 30 ediciones y más de 200 mil copias vendidas.

La necesidad de documentar, de relatar, de crear historias, es quizá el denominador común más antiguo y aún vigente de la civilización. Sin los libros no habríamos podido establecer comparaciones entre Alejandro Magno y Napoleón; poco o nada sabríamos de las ideas de Aristóteles, Sócrates o Platón; Miguel de Cervantes no sería un protagonista de la lengua castellana y la desdicha del Príncipe Feliz (Oscar Wilde) no habría servido de fábula para miles de padres que narran a sus hijos la importancia del amor y la amistad por encima de la riqueza material.

Como bien dice Irene Vallejo: “la invención de los libros ha sido tal vez el mayor triunfo en nuestra tenaz lucha contra la destrucción… sin los libros, las mejores cosas de nuestro mundo se habrían esfumado en el olvido”.  Los libros son la mejor medicina contra la desmemoria, la cura para la soledad y un incentivo frente a la derrota.

Si amas los libros. Si los lees antes que ver las películas. Si consultaste decenas de ellos para escribir tu tesis. Si aprendiste a cocinar con un libro de recetas. Si en tu casa ya no caben más libreros. Si cuando sales llevas uno bajo el brazo, o un Kindle en la cartera. Si integras un club de libro. Si citas a tus autores favoritos. Si hiciste amigos gracias a ellos. Si las malas decisiones de los personajes te aquejan. Si nunca te sientes solo porque te susurran al oído. Si viajaste por el mundo de su mano… ¡Perteneces a la comunidad del junco!,  y el libro de Irene Vallejo te abrirá las puertas al infinito.

Artículo anteriorBanalización en campaña
Artículo siguienteJuicios prematuros sobre Cuba

Más columnistas

La Hora TV