Principios de inmediación y celeridad

Mesias Mestanza

Los innumerables conflictos que rodean a los seres humanos, ha hecho que la justicia ecuatoriana tome rumbos precisos señalados en nuestra Constitución y más leyes; así en el Art. 75 de la Carta Magna ya nos habla de la justicia gratuita y la tutela efectiva, imparcial y expedita de los derechos e intereses, con sujeción a los principios de inmediación y celeridad, a efecto de que ningún caso quede en la indefensión.

La inmediación es la interacción del juzgador con las partes procesales, testigos, peritos, abogados en la sala de audiencia, con relación a las pruebas que presenten los justiciables; pues el juez tiene la oportunidad de escuchar y ver las pruebas personalmente en una sola audiencia, donde se hace eco de la realidad histórica con fundamento en la utilidad, pertinencia y conducencia probatoria, cuyas garantías no permiten engañar al juez, dado que él está presenciando todo en ese momento; debemos reconocer que este sistema oral en el que nos encontramos, no es el mismo del de épocas pasadas, donde el amanuense o secretario receptaba los testimonios, recibían pruebas y al final de un largo proceso se dictaba sentencia, sin conocer de cerca los elementos probatorios.

Ahora bien, este sistema oral, cuya inmediación es fundamental, exige a que los abogados estemos debidamente preparados en litigación oral; que los testigos conozcan los hechos y sepan cómo declarar; en fin, por falta de adiestramiento profesional, así tengamos la razón se pueden perder los juicios; de ahí que para iniciar una demanda o contestarla, ya debemos tener todas las pruebas documentales, periciales y testigos bien preparados para en una sola audiencia convencer al juzgador; pues nos exige este sistema una gran preparación.

Así también, la celeridad es otro principio fundamental, ya que si los procesos duraren por varios años como eran anteriormente, no se alcanzará la verdadera justicia y la paz social que tanto anhelamos.

Ventajosamente con la oralidad e inmediación, se está cumpliendo con la agilidad de la justicia, o al menos para allá nos encaminamos.

mesiasmestanza@yahoo.es