martes, enero 18, 2022
Editorial Columnistas Regionales HABLEMOS DE FEMICIDIO

HABLEMOS DE FEMICIDIO

Thalía Mieles Sarmiento

La violencia extrema contra mujeres, la cual incluye una amplia variedad de abusos verbales y físicos dando como resultado la muerte, es catalogada como femicidio, hoy en día es uno de los delitos que en muchos de los casos queda en la impunidad, consecuencia de los actos de corrupción en la justicia o de un crimen bien maquinado.

La ideología conservadora y patriarcal, el androcentrismo visión que sitúa al hombre como centro de todas las cosas, la desigualdad, la influencia de diversos patrones socioculturales, una sociedad machista y diversos factores dentro de una relación de poder, son los protagonistas de la extrema violencia de género en Latinoamérica.

Según Fiscalía General del Estado, existen 506 víctimas de femicidio desde el año 2014, fecha en la que se tipificó esta conducta penal en el Ecuador.[1]

El Código Orgánico Integral Penal, sanciona a los actores de este delito con veintidós a veintiséis años de pena privativa de libertad e impone el máximo de la pena al comprobar que entre la víctima y el victimario exista o haya existido una relación de pareja o de intimidad, relaciones familiares, conyugales, convivencia, noviazgo, amistad, relación laboral, escolar, confianza, subordinación o superioridad; si el delito se comete en presencia de hijas, hijos o cualquier otro familiar de la víctima; y si el cuerpo de la víctima es expuesto o arrojado en un lugar público. [2]

Este angustioso fenómeno va más allá de la administración de justicia, se necesita de mecanismos, recursos decisivos y creación de políticas públicas, como la promoción conjunta de la autonomía física, política y económica de las mujeres, además de la prevención y erradicación de estigmas culturales y sociales que normalizan el maltrato cotidiano hacia las mujeres, así como medios de comunicación que generan morbo, sexismo, violencia doméstica y social a mujeres, niñas y adolescentes, perpetuando la violencia de género.

En un mundo donde el silencio es letal, te motivo a ser valiente y denunciar a tu agresor, y si eres testigo de este tipo de conductas te invito a no convertirte en cómplice, denuncia y concientiza a la sociedad.

thmielessa@gmail.com

[1] Fiscalía General del Estado, Ecuador.

[2] Art.141 y 142 Código Orgánico Integral Penal, 2014.

 

Noticias relacionadas

La Hora TV

00:00:42

¿Cómo obtener tu certificado de vacunación?

¡Pilas! Centros comerciales y otros espacios deberán pedir el certificado de vacunación para permitirte el ingreso. ¿Sabes cómo conseguirlo? Si no es así, aquí...