Prejuicio

Anita Caicedo

Hay quienes formulan que el significado de racismo es la suma de “prejuicio + poder” determinando así el prejuicio de una mayoría social e institucional más la superioridad de poder que tienen frente a las minorías para ejercer opresión. Seremos muy persistentes en discrepar aquella idea de que no existe racismo y que solo es algo “mental”. Mucha gente continúa definiendo el racismo como lo hace la RAE, a través de sus distintos conceptos:” Exacerbación del sentido racial de un grupo étnico que suele motivar la discriminación o persecución de otro u otros con los que convive” ”El racismo es un principio organizador o una lógica estructurante de todas las estructuras sociales y relaciones de dominación de la modernidad.

El racismo es un principio constitutivo que organiza, desde adentro, todas las relaciones de dominación de la modernidad, desde la división internacional del trabajo hasta las jerarquías epistémicas, sexuales, de género, religiosas, pedagógicas o médicas, junto con las identidades y subjetividades, de tal manera que divide todo entre las formas y seres superiores (civilizados, hiperhumanizados, etc., que están arriba de la línea de lo humano) y otras formas y seres inferiores (salvajes, bárbaros, deshumanizados, etc. que están debajo de la línea de lo humano)”.

Existen relaciones de dominación que mantienen estructuras múltiples: mediante dinámicas de poder es como la mayoría hegemónica aplica estas relaciones. Es evidente que existen jerarquías sociales donde la mayoría “blanca” insta al individuo de ascendencia indígena, Afro y mestiza a” integrarse” para ser/formar parte de la mayoría. El sujeto colonizado tiene que abandonar su singularidad y así ser mejor aceptado en la sociedad e integrado en el sistema, dejando de observar que los poderes económicos, históricamente se han encargado de implantar estereotipos, ideas preconcebidas y prejuicios al respecto.

En ese sentido los Afroecuatorianos somos parte de la escena, seguimos sintiéndonos extranjeros y extranjeras en nuestro propio país. Aportamos una contribución importante a la vida económica, social, científica y cultural , pero la educación formal no proporciona información sobre nuestra aportación en la construcción de la sociedad ecuatoriana.

caicedoana91@gmail.com