domingo, diciembre 5, 2021

Transformar

Fabián Cueva Jiménez

La educación es prioridad nacional, la llamada a construir una sociedad justa y democrática. Impulsa el desarrollo económico. Debe ser una política de Estado, con decisiones participativas y beneficio para todos.

 Transformar es un nuevo proceso que el gobierno está implementando para que los bachilleres accedan a la educación superior. Es un test de competencias y habilidades que tiene por objetivo medir el potencial que tienen los jóvenes aspirantes para aprovechar los estudios universitarios. Es una radiografía de salida y adicionalmente, determina la mejor opción de carrera profesional.

Transformar es una nueva posibilidad, después de fracasos como ENES (Examen Nacional de Educación Superior), SER BACHILLER y EAES (Examen a la Educación Superior), y nos trae  inquietudes, porque, si  transformar en forma general significa: acción para el cambio total, a la educación es bienvenida.

En el sistema educativo ecuatoriano se busca alcanzar logros, entre otros, de aprendizaje; los llaman estándares y deben llegar a los estudiantes de educación básica y  bachillerato. El término competencia aplicado a la educación  no es parte del currículo ecuatoriano; sin embargo, aparece en el test que estamos analizando.

Cambiar hacia el modelo basado en competencias es urgente; sus beneficios: enfoca las necesidades de la sociedad y la del mundo laboral, reconoce la importancia de utilizar los conocimientos previos, es flexible y accesible, enfatiza la capacidad de los estudiantes para construir sus propias competencias, transparenta las capacidades de los egresados, prepara integralmente  hacia lo útil.

En  cuanto a la orientación vocacional, para incluirlo en el test debieron estar convencidos del  trabajo previo y efectivo realizado por psicólogos y pedagogos. El motivo de ello es que, para llegar a la verdadera vocación, un proceso desde los 14 años, hay que tomar en cuenta que cada ser humano es un universo distinto, las generaciones actuales son multisensibles.

Nuestra educación requiere un cambio total e inmediato. Transformar puede ser el comienzo.

Artículo anteriorQuisiera emigrar a Hungría
Artículo siguienteQuito victoriosa

Más columnistas

La Hora TV