Otra vez la misma historia

JUL, 20, 2019 | 00:10 - Por CARLOS FREILE

Carlos Freile

En 1895 un pequeño grupo cambió de manera radical al estado ecuatoriano, lo hizo con ayuda militar y monetaria extranjera; como la inmensa mayoría de nuestro pueblo no estaba de acuerdo con varios aspectos fundamentales  de la reforma, la impuso a sangre y fuego, con muertos, heridos, torturados, perseguidos, desterrados…. Así, una fracción minoritaria impuso una forma anómala de laicismo a toda la sociedad. 

Ya con el poder en las manos, al cual nunca llegaron por medios democráticos, modificaron la educación y poco a poco condujeron a los ecuatorianos en la dirección escogida por ellos: los sabios, los conocedores, los dueños de la verdad, los actualizados y acordes con las tendencias del mundo, porque siempre siguieron como ovejas las tendencias de las potencias hegemónicas, en una acción trágica de colonialismo voluntario, pues para ellos lo de afuera era siempre superior.

Acaba de suceder exactamente lo mismo hace pocos días: los herederos de esos viejos cuatro gatos revolucionarios han cambiado la faz de nuestra realidad sin respetar para nada el sentir y la opinión de las grandes mayorías; ellos y quienes les defienden, tienen también el apoyo externo, están convencidos de avanzar hacia el único futuro posible, el de los iluminados líderes poseedores del bien y del mal, por ello se sienten superiores y se ofenden si alguien expresa desacuerdos: quienes se oponen a sus iniciativas (modernas y nacidas en el seno de las sociedades más avanzadas) no tienen ningún derecho a hablar, aunque conformen la inmensa mayoría de la población. En esta campaña ya no hay muertos ni torturados, pero sí desprestigios, falsificaciones, censuras… 

Los nuevos conductores de la Historia no renuncian a los absurdos más evidentes y los esconden con juegos inverosímiles de palabras pseudojurídicas y pseudocientíficas. Un ejemplo, la Constitución (mala) afirma que A = B + C; ellos, orondos, sostienen que cambiar a A = B + B es lo constitucional ¿quién lo entiende? (No importa la identidad de A, B y C, puede variar conforme las necesidades. Al tiempo).


cfreile@usfq.edu.ec
 

COMENTA CON EL AUTOR

cfreile@lahora.com.ec

Más Noticias De Opinión

Una revolución con precio

00:40 | | Según John Bolton, el asesor de seguridad del presidente Donald Trump, allegados a Nicolás Maduro han discutido con Estados Unidos su “salida” como presidente de Venezuela.

El peligro es que regresen

00:35 | | Son más diferencias que similitudes, pero se encendieron las alarmas en el Ecuador.

Ladrones a tiempo completo

00:30 | | Hay que comenzar a llamar las cosas por su nombre. Ladrones son quienes han desfalcado el Estado sin ningún pudor.

La corona, símbolo vacío

00:25 | | El cierre de reinados en algunas capitales de provincia, lleva a repensar y cuestionarse las tradiciones, como piezas de museo.

Chats que incendian

00:20 | | La comunicación telefónica entre jerarcas del correato, revelada por Fiscalía, reafirma las prácticas corruptas, enredos mafiosos y angustias por imponer la costumbre de convivir en impunidad.

¿Con qué plata?

00:15 | | Hay tres ámbitos fundamentales que no admiten negociación alguna: la salud, la educación y la información; pero, quizá por tratarse de la vida humana.

Actriz de Manuela Sáenz, homenajeada en Guayaquil

00:10 | | La serie Simón Bolívar narra la cotidianidad de su vida en la hacienda San Mateo (Venezuela), su matrimonio con María Teresa del Toro (Madrid).

Violencias

00:05 | | E. había salido a tomar unas cervezas. A la medianoche pidió un taxi, se bajó cerca de su casa y, un rato después, perdió el conocimiento. A la mañana siguiente.