Alianzas entre bloques legislativos, buscan controlar el Poder Legislativo

    358
    LUGAR. Salón plenario del la Asamblea Nacional. Foto Cortesía
    LUGAR. Salón plenario del la Asamblea Nacional. Foto Cortesía

    Aunque no se han posesionado los nuevos asambleístas, muchos trabajan en busca de la presidencia de la Asamblea Nacional.

    Las bancadas legislativas tienen el desafío de concretar acuerdos y alianzas hasta el 14 de mayo, día en el que se llevará a cabo la primera sesión de la nueva Asamblea Nacional. Ese mismo día se elegirá a las nuevas autoridades legislativas y se necesitan 70 votos para decidir quién presidirá el Pleno por los próximos dos años.

    El organismo legislativo tiene cuatro bloques mayoritarios, pero ninguno lo suficientemente fuerte para imponer decisiones en el Pleno como lo hizo PAÍS, en 2017.

    El movimiento UNES alcanzó 49 curules, Pachakutik 27, convirtiéndose en la segunda fuerza política, el Partido Social Cristian (PSC), 19 al igual que la Izquierda Democrática.

    ¿Concretarán una alianza?

    Xavier Hervas, excandidato por la Izquierda Democrática, anunció su respaldo a la candidatura de Guillermo Lasso a la Presidencia, pero la ID no lo respalda, por lo que es apresurado hablar de una alianza en ese sentido. Guillermo Herrera, presidente nacional del partido, manifestó: “Como tercera fuerza política, buscaremos llegar a acuerdos de gobernabilidad para el país con base en una agenda programática, pero nos declaramos en oposición firme”.

    La asambleísta reelecta Wilma Andrade (ID), fue cauta al momento de hablar sobre alianzas para la selección de autoridades. “En su momento tomaremos una decisión de manera democrática con un análisis amplio y lógicamente de lo que le convendría al Ecuador, no podría definirlo ahora”.

    Un primer acuerdo

    Quien sea que gane en la segunda vuelta, llegará a la Presidencia  con una oposición ya construida, pues la ID y Pachakutik fueron los primeros en anunciar una alianza y ambos bloques rechazan los resultados de las votaciones de la primera vuelta.

    Pero el movimiento indígena busca ampliarse un poco más para presidir el Poder Legislativo. Marlon Santi, coordinador nacional del movimiento, anunció que los diálogos con otros bloques comenzarán el 12 de abril, un mes antes del cambio de Gobierno.

    A la cabeza de los cabildeos estará el asambleísta electo Rafael Lucero, quien hasta ayer se mantuvo en reunión con otros representantes del bloque. Pachakutik tiene otros planes, además de los máximos cargos en la Asamblea, y anunciaron que una de sus primeras acciones será plantear un juicio político en contra de los vocales del Consejo Nacional Electoral (CNE), alegando incumplimiento de funciones.

    Santi aseguró que promoverán el voto nulo para la segunda vuelta electoral y, en rechazo a los resultados de las votaciones presidenciales, ninguno de los adherentes de Pachakutik ni sus familiares podrán ejercer cargos públicos en el siguiente Gobierno, independiente de quien llegue a la Presidencia. “De incumplir con esta resolución democrática serán expulsados del Movimiento”, dijo.

    El bloque correísta

    Existen diálogos que no se ventilan en la opinión pública, pero se evidencian entre líneas y en las decisiones de los asambleístas electos, así como en las declaraciones de los excandidatos a la Presidencia de la República.

    Pierina Correa, hermana del expresidente Rafael Correa, fue una de las asambleístas electas, con más votación, en los comicios del 7 de febrero y es por esto que considera lógica su objetivo de alcanzar la presidencia de la Asamblea.

    “No se trata de una aspiración, se trata de una meta lógica dentro de nuestra propuesta de recuperar y garantizar la gobernabilidad del binomio de la esperanza”, manifestó.

    Sobre los acercamientos que el bloque de la UNES mantiene con otros legisladores no se dice mucho; sin embargo, Correa asegura que tienen aliados. “Asambleístas ya electos han manifestado su intención de trabajar conjuntamente con nosotros”, afirmó. (LGP)

    Asambleístas de minoría

    Son 11 los asambleístas que representan a diferentes organizaciones políticas y que no se consolidaron como bloque, históricamente estos son los votos variables en la aprobación o archivo de proyectos de Ley.

    Alianza  Honestidad puso dos asambleístas: Fernando Villavicencio y Diego Esparza; Ecuatoriano Unido, que respaldó al pastor Gerson Almeida a la Presidencia de la República, puso a Daniel Noboa, que es hijo del empresario Álvaro Noboa.

    Ecuatoriano Unido también puso a Marco Troya, exprefecto de Los Ríos por Alianza PAIS. El movimiento Construye logró una curul solo para Hugo Cruz, exalcalde de El Carmen, en Manabí; la otra es para Guadalupe Llori en alianza con Pachakutik.

    El exalcalde de Cuenca, Marcelo Cabrera también irá a la Asamblea por Azuay Primero; Virgilio Saquicela, por Democracia SI; Eduardo Mendoza y Pedro Velasco, por Avanza; Jhon Vinueza por Unión Ecuatoriana; y, Washington Varela, por Sociedad Patriótica.

    CREO tendrá 12 parlamentarios, en la nueva Asamblea Nacional.